Unidas Podemos se configura como la única opción de izquierdas para garantizar el bienestar de la gente

Unidas Podemos se ha configurado hoy como la única opción de izquierdas posible “para garantizar que se realicen las políticas necesarias para que puedan salir adelante las familias con menos ingresos”, así lo ha asegurado esta mañana Leticia Martínez, número dos al Congreso de los Diputados, quien en rueda de prensa con Luis del Piñal, número uno, ha incidido, además, en la necesidad de evitar “debates estériles” para anteponer por delante a las personas, a las familias, a la gente…

Luis del Piñal ha explicado en que en estos días Unidas Podemos hablará “de los problemas y necesidades de los cántabros y las cántabras. De los problemas de las personas, que siguen siendo lo mismos que hace 4 años y no de la estabilidad del bipartidismo”.

Así, Unidas Podemos centrará su discurso en ejes como: la vivienda, las pensiones, la fiscalidad progresiva, el empleo estable, el problema de las infraestructuras en Cantabria, el blindaje de los servicios públicos, las puertas giratorias, la violencia de género y la crisis climática, fundamentalmente.

Para del Piñal, son días para hablar del precio de los alquileres y los desahucios. “Los alquileres en Cantabria se han incrementado en un año un 18 %”, imposibles de pagar con empleos precarios, “más inestables y temporales, que impiden que las familias puedan configurar un proyecto de vida”, ha apuntado Leticia Martínez. En este sentido, Luis del Piñal ha alertado sobre el empleo precario que se está generando desde el Gobierno PRC-PSOE, “lo hemos visto en el Instituto Cántabro de Servicios Sociales este verano y lo vemos ahora en las reivindicaciones de los subalternos de educación”. Por todo ello, Martínez, ha puesto el foco en la ausencia de confianza en el PSOE, “quien este fin de semana anuncia la derogación del reforma laboral y cuanto tiene capacidad de hacerlo, no lo hace”.

La fiscalidad progresiva, otro de los ejes de Unidas Podemos, ha sido revindicada por Leticia Martínez,  “las familias son quiénes están soportando el precio de la crisis por la ausencia de políticas reales que les beneficien y de una fiscalidad progresiva que haga que las grandes fortunas sean quienes aporten más al estado de bienestar”.

Ambos líderes políticos, han resaltado a Unidas Podemos como la única fuerza que defiende la revalorización de las pensiones al IPC y Leticia Martínez ha animado a los cántabros y cántabras a apoyar las distintas manifestaciones que llevan a cabo semanalmente.

El blindaje de los servicios públicos: de la educación, de la sanidad y de los servicios sociales es otro puntal de las políticas que Unidas Podemos quiere ejecutar, defendiendo los servicios públicos para toda la población, evitando su desmantelamiento progresivo y obligando, por ejemplo, a que se pague la deuda que el Estado contrajo en su día con el Hospital de Valdecilla, con la “infame política de privatización que ejecutó el Partido Popular en la legislatura que gobernó”.

Unidas Podemos “peleará” porque Cantabria tenga unas infraestructuras ferroviarias dignas, que la conecten bien interterritorialmente y fuera de la comunidad. Un transporte de cercanías eficiente que pueda dar servicio a la población facilitando su movilidad y un tren de altas prestaciones que permita el transporte de viajeros y con ancho europeo.

Establecer presupuestos suficientes para luchar contra la violencia de género, con más partidas económicas que frenen el feminicidio, es otro de los ejes que solo Unidas Podemos “está dispuesto a afrontar con valentía y seguridad”, al igual que otro no menos importante, acabar con las puertas giratorias, “como las que recientemente hemos visto en nuestra tierra, en donde las empresas públicas que dependen del Gobierno han vuelto a ver que quiénes ocupan sus principales cargos directivos son militantes de PSOE y PRC, de esos de toda la vida, de los que han hecho de lo público una profesión”, ha señalado Luis del Piñal.

Por último, han resaltado la necesidad de tomar medidas contundentes contra la crisis climática y no de iniciar proyectos que, en vez de ser la solución, ahondan más en el problema.