Esta carta abierta de un individuo, que responde a las iniciales EMP, en realidad solo expresa una Exigencia Mayoritaria Progresista:

“Fracasada la investidura de Pedro Sánchez el 25 de julio, septiembre abre una nueva oportunidad, la tercera en 25 meses, para que en España se vuelva a formar un gobierno de progreso.

Hemos venido defendiendo esta alternativa, que se corresponde con las demandas de una mayoría social que, desde diciembre de 2015, junio de 2016 y abril y mayo de 2019, vota sistemáticamente por opciones de izquierdas y de progreso que acaben con los recortes, regeneren la política y defiendan la unidad del pueblo trabajador. Lo defendimos apoyando la iniciativa de Recortes Cero y de miles de personalidades, profesionales y activistas políticos, sindicalistas y sociales expresada en los más de una quincena de manifiestos publicados en los principales medios de comunicación del país.

Si en anteriores circunstancias y durante un largo periodo la opción de un gobierno de progreso habría de sustentarse fundamentalmente en un acuerdo PSOE, Unidas Podemos y Ciudadanos, ahora, cobran protagonismo nuevas opciones. No existe una única vía para constituir un gobierno de progreso, la llamada “vía a la portuguesa” se ha colocado como una de las opciones para lograrlo. Un gobierno del Partido Socialista apoyado desde fuera por las fuerzas de izquierda y progresistas.

Desde el PSOE, el partido político ganador de las elecciones del último ciclo electoral el pasado 28 de abril, refrendado por los resultados de las elecciones europeas, autonómicas y municipales del 25 de mayo, se está proponiendo “formar un gobierno exclusivo de los socialistas” con apoyo externo de Unidas Podemos y otras fuerzas. Una versión del gobierno de progreso a la portuguesa.

El Partido Socialista ha anunciado que prepara una propuesta para desbloquear la investidura con apoyo externo de Unidas Podemos y de otras fuerzas políticas. A la hora de escribir esta carta abierta no conocemos el contenido concreto del documento que prepara el PSOE para tratar de desbloquear la investidura, y que desde el Partido Socialista dicen que Unidas Podemos no podrán rechazar por su contenido. Pero sí sabemos que la “vía portuguesa” exige una serie de condiciones o claves fundamentales.

Lo importante es, en primer lugar, el contenido, un acuerdo programático que permita avanzar en las demandas populares haciendo frente a los recortes que atacan los salarios, pensiones, sanidad y educación, y avanzar en la mejora de las condiciones de vida de las clases populares. Avanzar en la regeneración democrática, luchando contra la corrupción y ampliando derechos y libertades. Y avanzar en la defensa de la unidad del pueblo de las nacionalidades y regiones de España.

Además se ha de apoyar en un pacto de confianza entre las fuerzas de izquierda y progresistas, que sustente al gobierno durante toda la legislatura con el respaldo y fidelidad sin fisuras de las fuerzas que lo suscriben. Confianza, fidelidad y estabilidad en la legislatura, estas son las claves.

No es un camino fácil, al contrario, está lleno de dificultades. Las fuerzas abiertas y encubiertas que defienden los intereses de los grandes centros de poder, nacionales y extranjeros, hacen todo lo posible para que fracase. Los círculos del gran capital, encabezados por la CEOE y “Multinacionales por Marca España” -el “lobby” del capital extranjero en nuestro país- aplauden los enfrentamientos entre Sánchez e Iglesias y apuestan por un gobierno “moderado y estable” y la repetición de elecciones. Desde todos los flancos intentan subvertirlo separando a Sánchez de Iglesias, a PSOE de Ciudadanos y azuzando la desconfianza entre las fuerzas de izquierda y progresistas.

Pero el gobierno de progreso que reclama la mayoría social, bajo cualquiera de sus formas, no solo es posible, sino que es el que mejor sirve a los intereses populares. Depende de la voluntad política. Y esa es la exigencia que nos corresponde hacer a todas las fuerzas, personalidades, profesionales y activistas de la mayoría social de progreso”.

Eduardo Madroñal Pedraza