Ayuntamiento Tresviso
Localidad Tresviso
Dirección Tresviso, s/n
Código Postal 39580
Habitantes: 76

En la comarca lebaniega, en el extremo suroccidental de Cantabria y limitando con Asturias se encuentra el municipio de Tresviso ocupando una extensión de 16,2 KM2 en la que apenas se asienta una población en la actualidad de 1 00 habitantes.

Antiguos documentos dan a conocer la existencia ya en el siglo X de la villa de Tresviso, cuya primera mención escrita corresponde al año 942. A lo largo de la época moderna se produce una especialización en la fabricación de quesos que ha llegado hasta nosotros y que por su calidad y singularidad ha alcanzado notable fama, siendo en la actualidad conocido el queso de Tresviso por toda España.

La festividad que se celebra en el único núcleo de población de Ayuntamiento, la aldea de Tresviso, es la de San Pedro, el día 29 de junio o «Fiesta del Ramo» en el que Capital y única localidad del municipio, que como ya hemos dicho cuenta con 76 habitantes. Distanciada de Santander por 91 km. Posee una altitud de 848 m sobre el nivel del mar.

Se puede subir a Tresviso por el desfiladero de la Hermida, desde la localidad de Urdón parte una pista que tras 10 km. de recorrido llega hasta Tresviso. Esta senda realiza un impresionante y sinuoso ascenso tallado en la roca. Durante siglos se ha utilizado para el transporte de mercaderías, el correo, etc… como única vía de comunicación.

Los habitantes realizan laobres dedicadas principalmente a las explotación ganadera de montaña ( vaca, oveja y cabras ). De la mezcla de las leches de estos animales, se elabora de forma artesanal el famoso queso picón de Tresviso, uno de los productos cántabros de más aceptación y prestigio. Su ubicación en un medio natural apenas alterado por el hombre hace que su visita sea de las preferidas por aquellos excursionistas que buscan el turismo de aventura en los Picos de Europa.

A finales de Junio, por San Pedro, se celebra la tradicional Fiesta del Ramo en Tresviso. Numerosos habitantes del pueblo, ataviados con el traje típico tresvisano, celebran una procesión, bailes, coros y juegos tradicionales para amenizar una de las fiestas con más sabor popular de Cantabria. Las mozas ataviadas con trajes típicos de la comarca cantan al son de panderetas y tambores. La imagen del santo es adornada con ramos de Tejo. El día anterior los mozos han salido al monte en busca de la Overa («maya» en el resto de la región) que el día de la fiesta plantan junto a la bolera del pueblo mientras las mozas animan:»

La Overa ya está plantada ¡Ay! Dios quien la subirá.

La suben los tresvisanos con mucha agilidad»

Durante la misa son bendecidos los roscos que adornan el ramo, para luego ser subastados uno a uno en la plaza entre los asistentes. Algunos roscos llegan a alcanzar precios superiores a las quince mil pesetas. A continuación se produce la llamada «pina de la overa» que consiste en levantar un tronco por el que luego los mozos del pueblo intentarán trepar.