Tejerina: el fondo de emergencia se amplía para garantizar recursos para más ayudas y para agilizar los pagos

La concejala de Familia y Servicios Sociales señala que hasta la fecha se han aprobado ayudas por valor superior a los 467.000 euros, consumiendo casi en su totalidad la partida inicial . Recalca que el procedimiento para ampliar la partida es el que marca la intervención y lamenta que el PRC “se preocupe por cuestiones de trámite para desvirtuar lo importante, que es garantizar la suficiencia de las ayudas y la agilidad en el pago”

La concejala de Familia y Servicios Sociales, María Tejerina, ha explicado hoy que el Ayuntamiento de Santander va a ampliar la partida del fondo de emergencia para garantizar que se puedan atender todas las solicitudes con derecho a las ayudas, ya que está a punto de consumirse la partida inicial, y también para agilizar los pagos y abonarlas sin demoras.

De esta forma, ha salido al paso de las afirmaciones del portavoz regionalista, José María Fuentes Pila, al que ha reprochado que “se preocupe sólo por cuestiones de trámite para desvirtuar lo importante, que es garantizar la suficiencia de las ayudas y la agilidad en el pago”.

“Lo que quiere el señor Fuentes-Pila no son aclaraciones sobre la ampliación de las ayudas porque si así fuera, le bastaría preguntar por ello. Lo que busca el portavoz regionalista es utilizar de nuevo el fondo de emergencia como arma política”, ha apostillado Tejerina.

Frente a esto, la concejala ha subrayado que el deseo y el objetivo del equipo de gobierno municipal es que las ayudas lleguen a los ciudadanos, que todas aquellas peticiones que cumplan con los requisitos de la nueva ordenanza sean atendidas, y que el pago no se demore, porque las personas que solicitan las ayudas no pueden permitirse esperar.

Por eso, ha destacado que el Ayuntamiento modificó la ordenanza municipal, amplió los conceptos de ayudas, flexibilizó los requisitos para poder acogerse a ellas y simplificó la tramitación, unos cambios que están contribuyendo a conseguir los objetivos pretendidos de llegar cada vez a más ciudadanos y atender más necesidades.

En este sentido, ha indicado que en lo que va de año los servicios sociales municipales han gestionado alrededor de un millar de expedientes y se han aprobado ayudas por valor superior a los 467.000 euros, de los cuales, 220.700 se han justificado al Instituto Cántabro de Servicios Sociales (ICASS) para su abono con cargo al fondo regional.

Y ha explicado que a día de hoy el Consistorio está pagando las ayudas municipales y está adelantando también las regionales, a la espera de recibir los fondos del Gobierno cántabro, que de momento no se han transferido.

Según ha precisado la edil, el aumento de las ayudas concedidas en el marco de la nueva ordenanza municipal, unido al adelanto que está haciendo el Ayuntamiento de las ayudas justificadas al ICASS, hace que en este momento esté a punto de consumirse la partida inicial de 500.000 euros consignada en el presupuesto de la ciudad para el fondo de emergencia.

Por eso, se propone al pleno de la Corporación ampliar esa partida con otros 500.000 euros con cargo a los remanentes de ejercicios anteriores, ha indicado Tejerina, quien ha resaltado que se demuestra así lo que siempre ha dicho el equipo de gobierno, que las partidas no agotadas de años anteriores garantizaban la suficiencia de recursos cuando fueran necesarios, y que se ampliará el fondo de emergencia siempre que sea preciso.

La concejala de Familia y Servicios Sociales se ha preguntado “qué es lo que no entiende el PRC y por qué pierde el tiempo en debatir de qué partida presupuestaria salen o en cuál se imputan los fondos”.

“El procedimiento para ampliar la partida es el que marca la intervención”, ha sentenciado la edil, quien ha agregado que “a los ciudadanos no es eso lo que les preocupa, sino que las ayudas lleguen y se paguen cuanto antes”.