La Guardia Civil identifica unos restos humanos encontrados hace 25 años en la playa de Tablía de Suances

Gracias a los avances en el estudio del ADN se ha podido saber que corresponden a un hombre que desapareció en Vigo en el año 1994

Por otro lado se averigua que los restos encontrados ayer en Puente Arce, procedían de la limpieza de un trastero y utilizados por una estudiante de medicina.

La Guardia Civil de Cantabria junto con el Servicio de Criminalística de este Cuerpo, ha podido poner identidad a unos restos humanos encontrados en Suances hace 25 años, gracias a los avances en el estudio del ADN. Estos restos pertenecen a un hombre desaparecido en Vigo, hecho denunciado en marzo de 1994.

La investigación de la Guardia Civil de Cantabria se remonta al 12 de abril de 1994, cuando se comienzan unas diligencias por el hallazgo de restos humanos en la playa de la Tablía en Suances, desconociéndose en ese momento a quien podían pertenecer.

Aunque todo apuntaba que habían sido traídos por las corrientes marinas, en ese momento fue imposible saber su procedencia. Con la oportuna autorización, por parte del Servicio de Criminalística de la Guardia Civil se realizaron tomas de muestras biológicas para la obtención del ADN mitocondrial. En aquel entonces no se pudo obtener resultados con los perfiles que se estudiaron.

No obstante la Guardia Civil no cesó en su empeño en saber a quién correspondían esos restos, y en al año 2017 los avances en el Departamento de Biología del Servicio de Criminalística de este Cuerpo permitieron obtener nuevos indicadores del ADN humano, por lo que se retomó esta investigación, añadiendo los resultados a las diferentes bases de interés, entre ellas la FENIX.

Finalmente estos avances han permitido que en mayo de este año el trabajo conjunto del Servicio de Criminalística y del Grupo de delitos contra las personas de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Cantabria, permitiera que esos últimos indicadores de ADN dieran información coincidente con otros perfiles genéticos.

Estos perfiles coincidían con la madre y el hermano de un varón denunciado como desaparecido en marzo de 1994 en Vigo cuando tenía 25 años. Con estos avances, además de abrir un mayor campo a la obtención de indicadores de ADN para el estudio de hechos delictivos, permite, como en este caso, la identificación de restos humanos y así que las familias puedan recuperar a sus seres queridos.

 Se averigua la procedencia de los restos de Puente Arce

La Guardia Civil tras la investigación comenzada en la tarde de ayer por la aparición de unos restos humanos junto a un contenedor de basura en la localidad de Puente Arce, ha podido saber que los mismos fueron depositados en bolsas de basura, junto a otros efectos, por el padre de una estudiante de medicina.

De las gestiones practicadas, la citada estudiante había obtenido diferentes huesos humanos del cementerio de Ciriego, bajo recibo, para los estudios que realiza. Coincidiendo que la citada estudiante se encuentra en viaje de estudios, su padre al realizar una limpieza en el trastero de la casa familiar, depositó los mismos, junto a otros efectos en bolsas de basura.

De lo actuado se deduce que al pasar en la tarde de ayer el servicio de recogida de basuras, se rompió una de las bolsas de donde cayeron los citados restos, quedando en la bolsa otros.

Ante el hallazgo un vecino de la zona alertó a la Guardia Civil de lo encontrado, haciéndose cargo de la investigación especialistas de Policía Judicial de la Guardia Civil, realizando en primera instancia indagaciones en obras próximas y vecinos de la zona, dando resultado negativo.

También se inspecciono el contenido del camión de basura, por si hubiera algún otro resto, no encontrando nada relevante.