Renuncia del equipo de gobierno a los 2,2 millones

Santander Si Puede califica de “despropósito” la renuncia del equipo de gobierno a los 2,2 millones de euros de La Orden de Corporaciones Locales de 2018.

Mantecón considera una auténtica “desgracia” para la ciudad, tener que “sufrir la incompetencia” de la responsable de economía y empleo González Pescador.

Santander Si puede ha calificado de “despropósito impresentable” la decisión del equipo de gobierno municipal de renunciar a los 2,2 millones de euros de subvención concedida por el Gobierno de Cantabria para la contratación de personas en situación de desempleo durante un tiempo máximo de seis meses, correspondiente a la Orden de Corporaciones Locales.

Para la formación municipalista esta es una prueba más de la “falta de compromiso” del equipo de gobierno del PP en la lucha contra el desempleo en el municipio. Así como la constatación de que el único destino que desean dar a las ayudas y subvenciones que se reciben desde otras administraciones es el de, “sustento de los chiringuitos que el PP tiene montados a través de sus sociedades municipales.”

Para Mantecón, la principal culpable de esto es la concejala responsable de empleo González Pescador, que según el concejal municipalista “demuestra una vez más importarle un pimiento el bienestar y la situación de los desempleados del municipio. Una absoluta incapaz que no ha querido o no ha sabido encontrar una solución a esta circunstancia en los últimos meses.”

El edil de Santander Si Puede en el consistorio ha llegado a calificar la gestión de la responsable de empleo del PP como auténtica “desgracia” para la ciudad de Santander, “si el caso de las contrataciones fraudulentas a través de Santurbán, utilizando a los desempleados contratados por el ayuntamiento como trabajadores de segunda, que debían, debido a su precaria condición,  renunciar a sus derechos laborales e igualdad de trato y condiciones que los trabajadores habituales, ya nos parecía de una absoluta falta de ética y de sensibilidad por parte de esta concejala, el hecho de no haber hecho nada por buscar una alternativa, como hacen todos los ayuntamientos de Cantabria no debería ser motivo más que suficiente como para no permitir a la señora Pescador, continuar ni un solo segundo más en este ayuntamiento.”

Mantecón señala también a la alcaldesa Gema Igual, “que con su empeño en mantener a Pescador ha dado carta blanca, primero al abuso y la explotación laboral de los más desfavorecidos a cargo de este consistorio y ahora al hecho de darles la espalda de una forma infame y miserable.”

Las excusas dadas por la máxima responsable de empleo del ayuntamiento, tratando de culpabilizar al Gobierno de Cantabria de esta circunstancia, son para Mantecón “el paradigma de la mediocridad argumental, ya que no existe justificación posible cuando tu modelo de contratación ha sido sancionado por la propia inspección de trabajo. Es por tanto deber y obligación del equipo de gobierno buscar una alternativa. Alternativa que no ha llegado por falta de voluntad y falta de inteligencia.”

Mantecón ha terminado afirmando que “Santander no se merece regidores tan irresponsables e insensibles a las necesidades de sus ciudadanos. Esperamos que en Mayo se abra un nuevo periodo en el que esperpentos como este pasen a formar parte, exclusivamente, del pasado.”