Punto de venta de droga en Entrambasaguas

La Guardia Civil de Cantabria ha procedido a la detención de un hombre con las iniciales I.S.G de 40 años de edad y una mujer con las iniciales S.G.S de 28 años de edad, ambos de nacionalidad española y vecinos de Entrambasaguas, dando por desmantelando un punto de venta de diferentes tipos de drogas en esa misma localidad.

Como consecuencia de la operación, además de poner al descubierto un punto de venta de drogas se ha intervenido hachís con el que se podía haber puesto en circulación más de 1.000 dosis, así como marihuana y cocaína ya preparado para su distribución al menudeo. También se ha intervenido una pistola tipo revolver que resultó ser detonadora.

Alarma social

A finales del pasado mes de agosto, la Guardia Civil apreció en un barrio de Entrambasaguas movimientos inusual de personas y vehículos no residentes en la zona, así como comportamientos claramente de vigilancia llevados a cabo por uno de los moradores de una casa.

Estas conductas inusuales habían creando alarma en la población, consiguiendo los agentes diferentes informaciones que  hicieron sospechar de la posible existencia de un punto de venta de estupefacientes. Al mismo tiempo también pudieron averiguar que podían estar en posesión de algún arma.

Centrada la investigación sobre una de las viviendas, se pudo averiguar que uno de los moradores de la misma tenía antecedentes por tráfico de drogas. De las vigilancias sobre este lugar se detectó un importante tránsito de personas y vehículos que visitaban la vivienda, siendo las mismas de corta duración, no descartándose que esas personas tuvieran relaciones con el consumo de estupefacientes.

Con estas y otras pesquisas realizadas que apuntaban al tráfico de drogas en la vivienda, el pasado día 5 de octubre se practicó la entrada y registro en el citado inmueble, procediendo a la detención de los reseñados y a la intervención de  unos 615 gramos de hachís, 76 gramos de marihuana distribuida en bolsitas preparadas para su distribución y en otros embases, 8 dosis de cocaína, 3 básculas de precisión, diferente material para la distribución de la droga, teléfonos móviles y la citada pistola detonadora.

En el registro igualmente se encontró diferente documentación que denota el tráfico de drogas.

En la operación han intervenido efectivos de la Guardia Civil pertenecientes a Seguridad Ciudadana de la Compañía de Santander, USECIC y Servicio Cinológico con un perro detector de estupefacientes.