Presentará enmiendas para que todos los denunciantes sean protegidos y para que se recojan las denuncias anónimas

Podemos se ha mostrado hoy favorable a apoyar la Proposición de Ley de Protección Integral de los denunciantes de corrupción presentada por Ciudadanos, “puesto que son los ciudadanos quienes demandan soluciones concretas para la protección de los denunciantes de corrupción, que necesitan de una regulación garantista que haga justicia con quienes, en muchas ocasiones, ven que lo pierden todo por cumplir con su compromiso con el estado de derecho al denunciar la corrupción”, ha señalado el diputado Alberto Bolado, encargado de defender la postura de Podemos Cantabria en esta propuesta.

 

Además, Bolado ha incidido en que el análisis de esta ley debe partir de un hecho difícilmente cuestionable, “y es que el Partido Popular y sus políticas, encaminadas a destruir lo público para entregárselo a aquellos que toda la vida han medrado al calor del poder, han convertido nuestro país en un sistema político corrupto”, añadiendo que cuando se habla de corrupción no se habla de personas concretas, si no de un problema “que aqueja al conjunto de nuestra democracia, fomentado y alentado por los que reniegan de los servicios públicos mientras ponen el cazo para rapiñar lo que pueden mientras sus amigos del gobierno lo desmantelan todo”.

 

Bolado también ha recordado a Ciudadanos que con sus votos apoyó la investidura de Mariano Rajoy, “cuyo partido es el principal responsable de la corrupción en nuestro país” además de advertir al ejecutivo cántabro de que “en materia de anticorrupción en Cantabria tampoco han hecho nada”.

 

Así todo, Podemos ha votado a favor de esta Proposición de Ley, no sin antes explicar que es “un texto manifiestamente mejorable” puesto que tan solo protege a los denunciantes relacionados con la administración pública dejando fuera a todos los demás y porque no garantiza el anonimato de los denunciantes de corrupción, hecho que es una garantía fundamental para su seguridad y privacidad”.

 

Para Podemos, limitar el ámbito de actuación de esta Ley a los funcionarios públicos y personas del ámbito de la administración que denuncian corrupción es un “grave error” puesto que alrededor de la mitad de denunciantes de corrupción no son funcionarios. Por ello, creen que es necesario ampliar el ámbito subjetivo de aplicación de esta ley puesto que, de no hacerse, “quedará como una mera herramienta de marketing que no cumplirá los objetivos que persigue”.

 

Además, desde la formación morada también cuestionan que en el texto presentado hoy por Ciudadanos se recoja que las denuncias anónimas no serán tenidas en consideración. Bolado ha explicado que “esta clase de regulación supone desconocer la realidad, puesto que no basta con enunciar en una Ley la garantía del principio de confidencialidad. Las denuncias anónimas suponen que es el propio denunciante quien gestiona su información, su privacidad y su seguridad, mientras que lo contrario implica que será la propia administración quien deba gestionar dicha protección, algo que en un estado de cosas ideal no tendría que suponer ningún problema, pero lo cierto es que en la práctica todos somos conscientes de que es la propia administración quien ha perseguido y acosado a los denunciantes de corrupción, motivo por el que esta ley no se ganará la confianza de los denunciantes que necesitan garantías inequívocas para su seguridad”.

ESCUCHA AQUÍ LA RADIO DE SANTIAGO DE CUBA