El PSOE quiere  desarrollar un modelo urbano sostenible en el centro de Santander

Pedro Casares ha realizado una visita a la zona de la plaza de las Cachavas, Calderón de la Barca, Antonio López o la plaza del Progreso con la campaña de escucha activa con la que lleva 4 años recorriendo la ciudad

Para el líder socialista, “hay que apostar por un modelo de ciudad que dé prioridad a los desplazamientos a pie, en transporte urbano o bicicleta” desarrollando un “ambicioso” Plan de Movilidad

 El secretario general del PSOE y candidato a la Alcaldía de Santander, Pedro Casares, quiere desarrollar un modelo urbano sostenible en el centro de Santander.

Casares, que ha realizado una nueva visita a la zona de la plaza de las Cachavas, Calderón de la Barca, Antonio López o la plaza del Progreso hoy “tiene muchas posibilidades para potenciar la sostenibilidad urbana”.

 

“Hay que apostar por ampliar y mejorar los espacios verdes, por eliminar las barreras arquitectónicas, por recuperar los espacios degradados y revitalizar Santander con medidas concretas, con voluntad y con ganas de hacer de la ciudad un lugar de convivencia para todos” explica el candidato a Alcalde.

 

Para el líder de los socialistas santanderinos hay que apostar además por establecer de forma progresiva los desplazamientos a pie, en transporte urbano o bicicleta, y para ello “será fundamental” desarrollar un “ambicioso” Plan de Movilidad con recursos, iniciativas y alternativas para que se evite el uso de los vehículos particulares.

 

“Tenemos que ver que necesitan los santanderinos primero, escucharles y revertir una tendencia que priorizaba el coche para convertir el centro de Santander en un gran centro comercial y de ocio para disfrutar a pie” subraya el portavoz socialista.

Iniciativa del metrominuto

Por otra parte, Casares cree que sería interesante implantar en Santander iniciativas como el Metrominuto, que desarrolla el ayuntamiento de Pontevedra para que toda la ciudadanía sepa cuanto se tarda a pie de un punto a otro del centro urbano “para que la gente sea consciente que muchos recorridos que hacemos día a día pueden hacerse a pie”.

En este sentido, el edil cree también importante la reducción de las emisiones de C02, con la construcción de aparcamientos disuasorios, con limitaciones de velocidad en zonas concretas del centro urbano para convertirlo en un espacio amplio de socialización de los vecinos.

Por último, Pedro Casares ha podido comprobar durante la visita, dentro de la campaña de escucha activa con la que lleva cuatro años recorriendo la ciudad, como toda la zona necesita de una urgente regeneración urbana, sobre todo en aquellos espacios “menos visibles y transitables” como la calle Madrid o la plaza del Progreso.

 

“Hay que hacer una ciudad de las personas y para las personas, en las que la sostenibilidad debe ser el eje para mejorar el bienestar en el futuro” ha concluido.