México es sin duda una tierra fértil para el fútbol mundial. Algunos de los talentos más prometedores de los años anteriores y del futuro provienen precisamente desde este paìs, donde el campeonato nacional, como para otros países extra-europeos, actúa como plataforma de lanzamiento para los jóvenes futbolistas mexicanos listos para dar el salto cualitativo.

Entre los jugadores de México actualmente en carrera, hay algunos que han logrado ganar no solo los corazones del público, sino también la atención de los medios internacionales. Celebrados por la gran tenacidad y determinación en el campo, los mexicanos en los últimos años han contribuido al nacimiento de un equipo nacional temeroso por cualquiera.

Aquí están los tres jugadores mexicanos más famosos, en este momento, en la escena mundial del fútbol.

Hirving Lozano (Nápoles)

Sin demasiadas palabras, Hirving Lozano es actualmente el talento más prometedor entre los jugadores mexicanos. Delantero, nacido en Ciudad de México el 30 de julio de 1995, creció en la Juventud de Pachuca, un equipo con el que debutó en la categoría superior a los 19 años.

No pasó mucho tiempo antes de que su nombre comenzara a resonar en los círculos de fútbol de todo el mundo. El PSV Eindhoven, club de la Eredivisie olandès, en el verano del 2017 compró al joven mexicano que hizo 43 goles en 149 apariciones en cuatro temporadas. Es el comienzo del florecimiento de un talento super fino que marcò debut con el club de Eindhoven y que logrò a marcar 17 goles en 29 apariciones durante la primera temporada.

La confirmación definitiva proviene desde los excelentes partidos en la Champions League, que lo consagra oficialmente como uno de los talentos a seguir en el fútbol europeo. La carrera holandesa de Lozano, sin embargo, termina en el julio pasado: el PSV fue eliminado en la Champions League en las preliminares. El joven mexicano quierìa jugar la copa de los campeones europeos y solicitò la transferencia. El Napoli luego lo compró, anotando un golpe no indiferente: el jugador está entrando en los corazones de los aficionados cada dìa mas, y su carrera está despegando.

Héctor Herrera

Si hay un jugador mexicano que encarna perfectamente la tenacidad y el espíritu típico de los mexicanos, ese es ciertamente Héctor Herrera. Nacido en el 1990 en Tijuana, comenzó su carrera profesional con el Pachuca. Al igual que su compatriota Lozano, Hèctor Herrera hizo el salto de calidad  gracias a un equipo europeo: el club del Porto, que lo compró en el 2013.

Permanecerá allí hasta el 2019, estableciéndose como uno de los centrocampistas más versátiles y difíciles de enfrentar. El 2019 es el año de la mudanza de Cholo Simeone al Atlético de Madrid, quien conoce bien a este tipo de jugadores. Herrera empieza su experiencia con los colchoneros. Corre por todo el campo, defiende y recoge pelotas para reiniciar la acción. Un jugador versátil que no es muy refinado, pero es un líder que lucha como un guerrero en todos los partidos que lo ven como protagonista en el medio del campo.

Raúl Jiménez

El tercer jugador mexicano más conocido en este momento es otro atacante. Raúl Jiménez nació en Tepeji del Río de Ocampo en 1991. Jugò inicialmente en el Cruz Azul, luego en el Club América, con quien hará su debut en el primer equipo en 2011.

El destino también reservó una camiseta de rayas blancas y rojas para Jiménez: el Atlético Madrid la compró en el 2015. Nunca logrará establecerse con los colchoneros, y por esto al año siguiente se mudó al Benfica. El rendimiento en Portugal fue diferente: durante tres años ha marcado 18 goles en 80 apariciones, pero lo que hace la diferencia en las jugadas de este delantero es el peso ofensivo que puede dar a su equipo.

El 12 de junio de 2018, el Wolverhampton compra al delantero mexicano. Será un tiro de efecto, porque Raúl Jiménez juega cada partido y se ha vuelto  el dueño del ataque del equipo inglés.

Para averiguar tus conocencias sobre la historìa del fútbol, puedes usar el  codigo promo Jokerbet clickeando aquì.