El Senado aprueba la salida del lobo del LESPRE, a pesar del voto en contra del PSOE

El senador por Cantabria Juan Carlos García Diego denuncia que desde que el Gobierno, a petición de la ministra Ribera, incluyó el lobo en el LESPRE, se ha repoblado sin control, el ganado sufre ataques a diario y resulta incompatible con la vida en la España rural

Advierte que “los ganaderos no queremos indemnizaciones, queremos conservar nuestro ganado” y asegura que “lo que fija población es la ganadería y la agricultura”

El Senado ha aprobado una moción del Grupo Parlamentario Popular, a pesar del rechazo del PSOE, en la que demanda al Gobierno que saque al lobo del Listado de Especies Silvestres Protegidas (LESPRE).

Durante su intervención esta mañana en la Comisión de Agricultura, Ganadería y Alimentación, el senador por Cantabria y portavoz de Ganadería del Grupo Popular, Juan Carlos García Diego, ha denunciado que para los ganaderos la situación es prácticamente insostenible desde que el Gobierno, a petición de la ministra Ribera, incluyó el lobo en el LESPRE.

En este sentido, el senador, que también es ganadero, advierte que, desde su sobreprotección, el lobo se ha reproducido a sus anchas en todas las comunidades al norte del río Duero, devorando a diario cabezas de ganado.

Así, ha recordado que las fauces del lobo han devorado a lo largo del año pasado 2.700 animales en Cantabria, más de 5.000 en Castilla y León, o cerca de 3.000 en Asturias, a la vez que ha recalcado que “los ganaderos no queremos indemnizaciones, queremos conservar nuestro ganado”. Igualmente, ha lamentado que el incremento de las indemnizaciones demuestra que ha habido más muertes de nuestro ganado y más lobos sin control.

En este punto, se ha referido a Cantabria, en donde el lobo provoca ocho muertes diarias de animales como ovejas, cabras o caballos, según ha dicho. Un problema que hace “incompatible” la vida en los pueblos, ha agregado, recalcando que “lo que fija población es la ganadería y la agricultura”.

“Se está dando la circunstancia de que el lobo ya no solamente ataca a los animales en las zonas de pastos de montaña, ya están en las zonas urbanas de los pueblos”, ha añadido.

EL PP ABOGA POR LA CONVIVENCIA CON EL LOBO

Por todo ello, el senador cántabro reclama al Gobierno que el lobo vuelva otra vez a la Directiva Hábitat, del año 92, y que se saque del LESPRE, tal y como llevan solicitándolo el PP y las comunidades afectadas desde hace años.

“Es una petición lógica y pido a la ministra Ribera que haga más caso a los ganaderos, que son los verdaderos artífices de la ganadería y de que los pueblos tengan vida”, ha dicho.

Antes de concluir, Juan Carlos García ha recordado que su partido no aboga por la desaparición del lobo, sino por la “convivencia” entre el humano y el animal, tal y como lo recoge la Directiva Hábitat, porque “si el Gobierno no recula lo que desaparecerá será la vida en los pueblos”.