Critica el oportunismo de Casares, a quien recuerda que el programa se ha venido desarrollando 16 años con el aval del Servicio Cántabro de Empleo y la incertidumbre se ha generado a raíz de la denuncia de CCOO . “Hemos pedido celeridad a Trabajo para poder ejecutar la segunda fase con garantías, para aclarar si podemos seguir desarrollando como hasta ahora el programa y empezar con la selección de los desempleados”, explica el portavoz del equipo de Gobierno, que lamenta el uso político que el PSOE hace de este asunto. Insiste en que el Ayuntamiento debe actuar con un escenario claro, confía en que las alegaciones se contesten lo antes posible y remarca que al Ayuntamiento todavía no se le ha escuchado. “El portavoz socialista sabe que somos los primeros interesados en poder contratar a esas 131 personas para que tengan una oportunidad, una formación y unos ingresos”, afirma

El portavoz del equipo de gobierno municipal, César Díaz, ha pedido prudencia al portavoz socialista en el Ayuntamiento de Santander al hilo de sus críticas en relación a las contrataciones de la orden de Corporaciones locales y ha recalcado que el equipo de Gobierno “es el primer interesado en reactivar el programa y hacerlo con garantías”.

Díaz ha criticado el oportunismo de Casares, a quien ha recordado que el programa se ha venido desarrollando a lo largo de los últimos 16 años sin tacha alguna y con el aval del Servicio Cántabro de Empleo y ha sido a raíz de una denuncia de CCOO cuando se ha generado la actual situación de incertidumbre.

“Hemos pedido celeridad a Trabajo para poder ejecutar la segunda fase con garantías, para aclarar si podemos seguir desarrollando como hasta ahora el programa y empezar con la selección de los desempleados”, ha explicado el portavoz municipal.

Para el edil, el PSOE está utilizando políticamente este asunto “y lo que es peor a las personas que se encuentran pendientes de que se reactive el programa”, y ha lamentado que cuestione la gestión que del proceso se está llevando a cabo desde el Ayuntamiento.

Díaz ha explicado que el Ayuntamiento debe actuar con un escenario claro y por tanto ha reiterado la necesidad de que el Gobierno conteste lo antes posible a las alegaciones planteadas desde el Consistorio y se pronuncie sobre el acta de infracción, “porque tras la denuncia planteada por el sindicato, aún no se ha escuchado al Ayuntamiento”.

“Confiamos en que resuelvan y podamos poner en marcha el proceso, puesto que a nadie se le olvide que se trata de un programa de carácter social”.

El responsable municipal ha mantenido que el acta abierto por Inspección de Trabajo plantea una visión no se corresponde con la filosofía de esta iniciativa ni con la forma que se ha entendido hasta ahora el programa desde el propio Servicio Cántabro de Empleo, “una iniciativa dirigida especialmente a colectivos con mayores dificultades de inserción laboral y por tanto una política activa de empleo que es competencia de los gobiernos regionales, de las comunidades autónomas, no de los ayuntamientos”.

Díaz ha señalado que cuando se traslada al Servicio Cántabro de Empleo la relación de trabajadores para la selección de desempleados ya se indica dónde van a desarrollar su labor y qué tareas van realizar, con lo cual, “el Gobierno de Cantabria es conocedor de las funciones que se les asignan” antes de la contratación, y después, cuando se justifica el trabajo realizado.

“El portavoz socialista sabe que somos los primeros interesados en poder contratar a esas 131 personas para que tengan una oportunidad, una formación y unos ingresos”, ha concluido.

Compartir