La Guardia Civil detiene a tres hombres por presuntos delitos de extorsión sobre dos ganaderos de Cantabria

A uno de ellos incluso le comunicaron que tenían imágenes de su hijo menor de edad, lo que implicaba supuestos seguimientos.

Estas acciones tenían como trasfondo el pago de semillas a una empresa de Galicia.

La Guardia Civil en el marco de la operación ANEMA contra presuntas extorsiones a dos ganaderos de Cantabria, ha procedido a la detención de tres hombres con iniciales S.L.C., C.P.M. y P.A.S.N., los dos primeros naturales de España y el tercero de Senegal, y residentes en la provincia de A Coruña.

En febrero de este año se denunció ante la Policía Nacional de Santander unas supuestas amenazas con ánimo de lucro ocurridas el pasado año sobre un ganadero vecino del término municipal de Ribamontán al Monte (Cantabria).

De la investigación se hizo cargo el Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Santoña, siendo informados que la víctima había comprado semillas de maíz, por un valor superior a 9.000 euros a una empresa de Galicia, si bien, no fueron abonadas al no dar el resultado esperado.

Al parecer, el dueño de la empresa informó a la víctima que tenía que pagar y que de lo contrario recibiría la visita de dos personas para agredirle.

En octubre del pasado año visitaron a la víctima dos hombres para reclamar la deuda. En esa visita le comunicaron que tenía que pagar al contado o mediante pagos, y que de lo contrario tenían otros métodos para cobrar, llegando a las amenazas, incluso con secuestrar algún miembro de la familia. Desde ese momento las amenazas continuaron mediante llamadas telefónicas con número oculto.

Amenazas sobre un hijo menor

Posteriormente la víctima recibió información que apuntaba la existencia de  imágenes de su hijo menor, lo que implicaba un posible seguimiento del mismo. Esto motivó que la víctima decidiera realizar pagos mensuales. Desde la Guardia Civil se realizaron discretas vigilancias de protección sobre el menor, así como de la víctima.

Durante la investigación y tras el análisis de múltiple información se pudo saber que una patrulla de la Guardia Civil de Cantabria había identificado en octubre del pasado año a dos hombres que podían ser los que habían realizado las amenazas.

Igualmente en noviembre de ese mismo año se había denunciado ante la Guardia Civil de Santoña unos hechos similares con amenazas, siendo la víctima en esta ocasión otro ganadero vecino del término municipal de Bárcena de Cicero (Cantabria), el cual había adquirido cerca de 4.000 euros en semillas a la misma empresa de Galicia.

Al aviso de esas amenazas acudió una patrulla, identificando a tres hombres, resultando ser uno el dueño de la empresa, y los otros dos, se ha podido determinar que coincidían con los que habían visitado al otro ganadero. En esta actuación los identificados negaron amenazas y que tan solo habían acudido para tratar la deuda.

Finalmente averiguada la identidad de los sospechosos y datos de la empresa, el pasado 5 de junio se precedió en la localidad de Betanzos (A Coruña), a la detención del dueño de la empresa y uno de los otros hombres, como presuntos autores de dos delitos de extorsión.

El tercero de los sospechosos en ese momento se encontraba fuera de España, presumiblemente en Senegal. Tras diferentes gestiones por la Guardia Civil y saberse buscado el reseñado, el pasado miércoles 19 de junio se personó ante la Guardia Civil de Santoña procediendo igualmente a su detención.

Esta investigación fue realizada por componentes de la Guardia Civil pertenecientes al Equipo de Policía Judicial de Santoña (Cantabria), con el apoyo del Equipo de Policía Judicial de Betanzos (A Coruña).