El diputado del Grupo Mixto, Juan Ramón Carrancio, se ha mostrado partidario de eliminar empresas y fundaciones públicas del Gobierno de Cantabria y que se dinero que se ahorra se destine a la sanidad, la educación o mejoras sociales.

Carrancio recordó que el consejero de Economía, Hacienda y Empleo, Juan José Sota, se comprometió inicialmente a reducir el 25 por ciento de estas empresas y fundaciones y por ello encargo un informe al Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef). “Este organismo ha recomendado directamente que se eliminen cuatro empresas”, subrayó el diputado del Grupo Mixto.

“Dado que la respuesta del consejero ha sido que Cantabria no cuenta con muchas empresas y fundaciones públicas, parece ser que no tiene intención de afrontar su reducción, motivo por el que está faltando a su palabra y compromiso”, indicó Carrancio.

Además, incidió que prefiere eliminar algunas empresas y fundaciones públicas, cuyas actividades se solapa y puede ser desarrollada por la Administración, que incrementar las tarifas de las instalaciones turísticas, las tasas de recogida de basura o privatizar algunos servicios.

El diputado del Grupo Mixto señaló que la Administración, al estar sujeta a la Ley de Función Pública, funciona con un mayor control y transparencia que las empresas y fundaciones públicas lo que dificultaría posibles casos de corrupción con dinero público y probablemente reducir sustancialmente los 72,3 millones de pérdidas que se produjeron en 2016.