Carmona fue elegido en Altamira FM Radio Rabel, por los oyentes, como PUEBLO MAS BONITO DE CANTABRIA, seguido por Santillana del Mar y Barcena Mayor, como atestigua la placa en la Carpeza de Carmona. Ahora el pueblo recibe su galardón como ‘PUEBLO MAS BONITO DE ESPAÑA’

El vicepresidente y la consejera de Turismo asisten al acto de proclamación y destacan la “gran promoción turística” que supone la distinción

Carmona es oficialmente, desde este sábado, uno de los pueblos más bonitos de España. El vicepresidente y consejero de Universidades, Igualdad, Cultura y Deporte, Pablo Zuloaga, y la consejera de Educación, Formación Profesional y Turismo, Marina Lombó, han asistido hoy al acto de proclamación de la localidad tras su inclusión, el pasado enero, en la asociación que agrupa a un selecto grupo de localidades de todo el país que destacan por la conservación de su Patrimonio arquitectónico y paisajístico.

Zuloaga y Lombó han felicitado a los vecinos y autoridades de la localidad cabuérniga por esta distinción, que supone una “gran promoción turística” y la “puesta en valor” de los muchos atractivos que encierra uno de los grandes referentes del mundo rural y las tradiciones de Cantabria.

La destapada del cartel en el que el nombre de Carmona y el logotipo de la Asociación de ‘Los Pueblos Más Bonitos de España’ darán la bienvenida a los visitantes desde la entrada del pueblo ha sido el acto simbólico alrededor del que se han reunido autoridades y vecinos, con el alcalde de Cabuérniga, Nicolás Toral, como anfitrión y la participación del presidente de la asociación, Francisco Maestre.

El vicepresidente de Cantabria ha resaltado la relevancia de este reconocimiento para que Carmona reciba más visitantes, al tiempo que ha señalado el apoyo del Gobierno autonómico para que los pueblos cuenten con servicios de calidad y sus vecinos posean las mejores condiciones para residir en ellos.

Por su parte, la consejera de Turismo, Marina Lombó, ha destacado la “autenticidad” de Carmona como la principal fortaleza de esta localidad, en la que “el cuidado de las tradiciones, la preservación del Patrimonio y la conservación de sus fachadas” son signos distintivos de la misma.

Para Lombó, la incorporación del pueblo cabuérnigo al selecto club de los más bellos del país supone conseguir “una importante visibilidad” para el mismo. “Cuando, desde cualquier lugar del mundo, alguien busque en internet cuáles son los rincones de España que no puede perderse, entre ellos estará Carmona”, ha subrayado, al tiempo que se ha mostrado convencida de que esta distinción se traducirá en “la llegada de más visitantes y turistas”.

La consejera ha afirmado que este pueblo es fiel representante del turismo de naturaleza y rural que ofrece Cantabria y de “las experiencias que los viajeros quieren vivir hoy en día y que encontrarán en nuestra región”.

“En un mundo globalizado, lo auténtico es un valor que cotiza al alza”, ha asegurado, después de explicar que el modelo turístico regional quiere regirse dentro de los valores de la “sostenibilidad y el equilibrio entre el desarrollo económico y social y el respeto al medio ambiente”.

Por su parte, el presidente de la asociación, Francisco Maestre, ha subrayado que la incorporación de Carmona al club representa “un punto de inflexión en la mejora de este pueblo hacia la excelencia turística para los próximos años”.

Cinco pueblos en Cantabria

Carmona se une a Bárcena Mayor, Liérganes, Santillana del Mar y Potes en esta asociación que engloba a pueblos de menos de 15.000 habitantes bajo una marca única de calidad.

Junto a la localidad de Cabuérniga, han entrado a formar parte de este grupo, en 2019, otras 10 localidades (entre ellas la capital lebaniega) y ya son 79 los municipios españoles con representación en este club.

Poseer un patrimonio arquitectónico y natural certificado, además de otros aspectos como la limpieza, conservación arquitectónica, urbanismo sostenible o existencia de zonas verdes son algunos de los requisitos exigidos para conseguir el reconocimiento.

En el caso de Carmona, han pesado, además, otros atributos como su encanto, su cuidada arquitectura típica de la zona, su entorno y la tranquilidad.

Declarado Conjunto Histórico-Artístico, la localidad mantiene intactos vestigios de su pasado, una rica cultura etnográfica y oficios como la ganadería y la artesanía. En la jornada de hoy, los visitantes tendrán la oportunidad de disfrutar de ‘La Pasá’  la tradicional bajada de ganado tudanco de los puertos de montaña de Sejos, donde se alimenta durante el verano. Las vacas recorrerán todo el pueblo, portando grandes campanos y rosetas en la cabeza y esta cita anual concluirá con una romería montañesa por la tarde.