Nuestro reto no es otro que ganar las elecciones.  La presidenta compromete honestidad, trabajo sin descanso y una ilusión enorme por liderar el cambio político en Cantabria

DECLARACIÓN DE MARÍA JOSÉ SÁENZ DE BURUAGA ANTE LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN

Lo primero que quiero decirles hoy es que respeto profundamente la decisión de Ruth Beitia. Estamos ante una decisión personal basada en razones íntimas, en razones personales y familiares, no políticas.

Por lo tanto, máximo respeto, respeto a su voluntad, respeto a su decisión y respeto a su persona. Respeto total y absoluto.

En nombre del Partido Popular, quiero expresar a Ruth nuestro agradecimiento por la labor realizada en el Partido y en el Parlamento durante estos años y desearle lo mejor en la nueva etapa que ahora emprende.

Todos hemos compartido y celebrado sus grandísimos logros deportivos y esperamos que la vida le proporcione muchos más. Tanta ilusión, felicidad y éxitos como ella cosechó para la sociedad española.

Ahora toca seguir mirando adelante. Hace quince días comparecí ante ustedes para decirles que el proyecto del Partido Popular era lo más importante. Hoy comparezco para decir exactamente lo mismo, para decir que el proyecto del Partido Popular es lo más importante.

Mantenerme al frente del Partido como su presidenta, fue una decisión difícil, difícil y de un alto coste personal, pero acertada. No fue fácil. Supimos estar a la altura de lo que se esperaba de nosotros, de lo que esperaba de nosotros el partido, y creo, sinceramente, que también la sociedad de Cantabria.

El objetivo era mantener unido al partido, el objetivo era mantener vivo el proyecto que iniciamos hace dos años y lo hemos conseguido.

Esta tarde he comunicado al Comité Ejecutivo Autonómico que, por expreso deseo del presidente Pablo Casado, voy a encabezar la candidatura a las elecciones autonómicas del 26 de mayo, que he aceptado el encargo que el presidente me hizo en la tarde de ayer personalmente en una reunión que mantuvimos en el Congreso de los Diputados.

Hace unas semanas (día 8 de enero), Pablo Casado me pidió que siguiera al frente del Partido Popular en Cantabria. Ayer, me ha pedido que además me ponga al frente de la candidatura regional.

“Eso es lo que deseaban los afiliados de este partido y eso es lo que los cántabros esperaban de este partido y, por eso, he dicho sí.

Digo sí al presidente, sí al proyecto en el que creo y lo que representa y sí a la voluntad expresada por los afiliados de esta tierra. Mi sí, es un sí al Partido Popular y un sí a Cantabria.

Acepto este reto con todo el Partido Popular a mi lado y comprometo todo lo que tengo: honestidad, trabajo sin descanso, sentido de la responsabilidad y, sobre todo, una ilusión enorme por Cantabria, por liderar el cambio político en Cantabria.

Nunca he huido de mis responsabilidades y nunca he renunciado a mis compromisos. Ese es un valor que me enseñaron mis padres y que procuro guie mi conducta.

Por eso, siempre he estado ahí, antes, durante y ahora, para lo que mi partido me pida y para lo que necesite de mí. Siento una enorme gratitud hacia todas las personas que me han mostrado su confianza y apoyo: afiliados, simpatizantes, representantes de la sociedad de Cantabria, ciudadanos.

Y muy especialmente, hacia mi presidente nacional, Pablo Casado, con quien he mantenido un contacto permanente en los últimos quince días y que me ha dado su total confianza y plena autonomía, autonomía para todo, primero como presidenta y ahora como candidata.

Y siento también una gran ilusión por ofrecer a mi tierra el mejor proyecto y el mejor equipo humano para hacerlo realidad, el proyecto y el equipo del Partido Popular.

Hemos llegado a dónde queríamos llegar. Hagamos ahora lo que se espera de nosotros. Ahora le toca a Cantabria. Cantabria necesita al Partido Popular.

Creo que hemos dado un paso decisivo para recuperar la ilusión y la confianza de muchas personas de nuestra organización y de la sociedad de Cantabria. Vamos a centrarnos en lo importante, en fortalecer este proyecto todos juntos y en ganar la confianza mayoritaria de la sociedad porque nuestro reto ya no es otro que ganar las elecciones.

Y estamos preparados porque llevamos haciéndolo mucho tiempo. Salimos a ganar como lo hemos hecho siempre, porque somos un partido ganador y, lo más importante, vamos a gobernar. Este PP va a gobernar Cantabria, este PP va a transformar Cantabria.

Soy muy consciente de lo que digo porque hace mucho tiempo que aprendí a convertir las dificultades en oportunidades y creo honestamente que de este proceso nuestro partido sale fortalecido,
que este proceso ha sido un revulsivo en el camino hacia el gobierno de las instituciones.

A veces la vida nos somete a pruebas, pruebas que miden la fortaleza de nuestros valores, y este proceso nos ha servido para hacernos más fuertes y mejores, para demostrar que la lealtad, la coherencia, la generosidad y el anteponer lo colectivo a lo personal suele tener recompensa y lo pone todo en su sitio.

Esto es lo que tenemos que defender siempre y esto es lo que el Partido Popular pone al servicio de toda la sociedad de Cantabria