Sergio Ramos sigue sin saber de qué equipo formará parte la próxima temporada, ya que parece ser que entre el jugador y el Real Madrid, aún no se han aclarado las cosas.

Aún así, a falta de 2 jornadas para finalizar la competición liguera, Sergio Ramos ya tiene la mente en la próxima Eurocopa. En los próximos días Luis Enrique dará la lista de los convocados que participarán en la Euro 2020 y se espera que Ramos esté en la que se considera una de las posibles selecciones campeonas según los expertos deportivos. 

Por otro lado, esto no quita que la decisión que debe tomar Ramos deba ser inminente, ya que su contrato finalizará el próximo mes de junio y antes de la fecha, ya debe haber comunicado su decisión final.

Su intención siempre ha sido la de quedarse en el Real Madrid, pero todo apunta a que quizás deba tomar la decisión de abandonar el club, ya que este no se siente valorado por Florentino Pérez y menos después de sus tres lesiones esta temporada y del buen rendimiento que están teniendo sus compañeros de equipo, Militao y Nacho.

Además, su salario hasta el momento ha sido más alto que el de sus compañeros y al ya tener los 35 años, piensa que los directivos del club ya no lo ven un imprescindible.

Parece ser que el club blanco sigue sin querer renovar al jugador por más de una temporada seguida. Por otro lado, también se le propone una reducción de sueldo del 10%, aunque esta segunda condición para el jugador no es el problema.

Lo que el defensa quiere es saber del cierto que podrá continuar en su actual club dos años más por lo menos, por lo que exige al club su renovación durante dos temporadas más.

banderasTodos los equipos europeos de futbol son conocedores del problema entre el jugador y el equipo, así que seleccionadores de otros clubes han puesto el ojo directamente sobre Ramos, que ya ha empezado a recibir algunas ofertas.

La más suculenta es la del Paris Saint-Germain, que supera con creces la que le ha remitido su propio club. Los galos nunca han escondido su afán por el jugador y creen que ahora es el momento ideal para abordar su contratación y por la cuantía ofrecida al jugador junto con otras condiciones, no parece que vayan a rendirse tan fácilmente.

La oferta que se la ha hecho a Ramos es la siguiente: mínimo contrato de dos años de duración (con la opción voluntaria de continuar un tercero), una prima de fichaje de 8 millones de euros y un salario que nada tiene que ver con el que le ha ofrecido su club actual.

Ramos ya le avisó a Florentino en una reunión que mantuvieron ambos antes de un partido en Elche el pasado 30 de diciembre, que el PSG contaba con él y con Leo Messi en un futuro para formar un equipazo.

La contratación del argentino parece más improbable esta temporada, pero puede ser que el equipo francés pueda hacerse con Ramos muy pronto.

El de Camas aun no ha dado respuesta alguna tras haber recibido esta proposición, ya que la prioridad del jugador es terminar la temporada actual junto a sus compañeros de equipo.

Por otro lado, el capitán del Real Madrid ha empezado a levantar sospechas al empezar a seguir en un mismo día a varios jugadores del PSG, algo que varios seguidores consideran que podría ser un acercamiento previo del sevillano a sus futuros compañeros antes de empezar en el nuevo equipo.

Por otro lado, también aplaudió la renovación de su amigo Neymar en el PSG, que fue confirmado por 30 millones de euros netos anuales.

Dentro de muy poco podremos saber cuál es la decisión final de Sergio Ramos, pero todo apunta a que muy posiblemente no sea jugador de su equipo actual la próxima temporada.