La FSC abre el plazo para que los comercios se adhieran a la segunda fase del “Bono Cultura”

  • Tendrán hasta el próximo lunes -17 de agosto- para enviar la solicitud disponible en santandercreativa.com.
  • La segunda fase de la campaña irá del 14 de septiembre al 31 de diciembre.

En total, en esta campaña se pondrán a la venta 10.000 bonos; las 5.000 unidades de la primera fase se agotaron hace unos días.

Los comercios y espacios culturales que no hayan podido adherirse todavía a la campaña “Bono Cultura 2020” de la Fundación Santander Creativa (FSC) y el Ayuntamiento de Santander, en colaboración con Liberbank, podrán sumarse a la segunda fase de la iniciativa desde este miércoles -12 de agosto- hasta el próximo lunes -17 de agosto-.

Para adherirse, solo es necesario cumplimentar y remitir el formulario que encontrarán junto a las bases de esta edición en la web de la fundación www.santandercreativa.com. En la segunda etapa de la campaña, que irá del 14 de septiembre al 31 de diciembre, se distribuirán 5.000 unidades canjeables en los espacios adheridos.

Potenciar la compra de productos y servicios culturales es el objetivo de esta iniciativa, que este año distribuirá un total de 10.000 unidades, lo que supondrá un movimiento comercial de 150.000 euros. Los 5.000 bonos de la primera fase se agotaron hace unos días.

Como en ediciones pasadas, los bonos se podrán adquirir en cajeros de la red en Cantabria de Liberbank, a través del servicio de venta de entradas por internet (https://entradas.liberbank.es) o llamando al teléfono gratuito de venta de entradas -985 96 97 08- no siendo necesario ser cliente de la entidad.

Se pueden comprar cuatro bonos por tarjeta que pueden ser canjeados hasta que termine la campaña, es decir, hasta el 31 de diciembre. Además, los usuarios pueden comprar e imprimir el bono desde casa sin necesidad de ir al cajero. Aunque es posible usar cualquiera de los canales de venta citados, se recomienda la venta telefónica y online siempre que sea factible.

El formato no ha variado respecto a años anteriores, ya que el ciudadano paga 10 euros por un bono que tiene un valor de 15 y que puede utilizar en los establecimientos e iniciativas adheridas para adquirir libros (se excluyen libros de texto y material escolar o de oficina), discos, películas en DVD o Blue Ray, entradas para espectáculos en vivo (teatro o música), cine e inscripciones para cursos y talleres culturales y creativos.

Este proyecto nació en 2015 para dar visibilidad al sector cultural, llevar a públicos y consumidores distintos a los negocios culturales y aumentar la venta de productos y servicios. Desde entonces, el Ayuntamiento y la FSC subvencionan esos 5 euros de diferencia con el fin de fomentar el consumo en el sector y apoyar al tejido local.

En 2019

El año pasado se pusieron a la venta 10.000 bonos. Las 6.000 unidades que se lanzaron en la primera fase de la campaña, de junio a agosto, se vendieron en su totalidad en apenas un mes. En la segunda fase se pusieron a disposición de los usuarios 4.000, que se vendieron en tan solo tres semanas.