Izquierda Unida-Equo (Marea Cántabra) presenta un programa con más de 500 medidas de rescate ciudadano ante una legislatura perdida en Cantabria

“Sacaremos del cajón el PROT o la Ley LGTBI y propondremos más leyes: Emigración y retorno, Alimentación, Taxi o accesibilidad universal.

Defienden el blindaje de la industria y el I+D+i, la lucha contra la pobreza y el cambio climático y el impulso del medio rural.

Izquierda Unida-Equo (Marea Cántabra) concurre a las próximas elecciones autonómicas del 26 de mayo con un “ambicioso” programa con más de 500 medidas que tienen como principal prioridad el “rescate” a los ciudadanos, colectivos y problemas “más olvidados” de la legislatura, como los afectados por desahucios, el pequeño comercio y los trabajadores precarios, el colectivo LGTBI, la memoria histórica, la ordenación del territorio, la transición energética o la protección animal.

El programa lo ha presentado en rueda de prensa el cabeza de lista de la confluencia progresista, ecologista y feminista, Israel Ruiz Salmón, al frente de una candidatura que ha logrado sumar además a independientes procedentes de la sociedad civil, el mundo profesional o sindical o los movimientos feministas y de defensa de las pensiones, entre otros.

Este programa electoral se divide en cinco ejes y responde a las necesidades detectadas por ambos partidos durante su contacto diario “en la calle y en los centros de trabajo” con los propios perjudicados, que han sido “abandonados” durante la legislatura por unos partidos “a los que sus problemas internos han distraído de las que deberían ser sus principales prioridades”, más aún “en un momento en el que las desigualdades han crecido” con una de cada cinco personas en riesgo de pobreza y exclusión social.

Además, la coalición ya ha anunciado la batería de leyes que promoverá “tras una legislatura perdida por incapacidad y dejadez de todos los grupos del Parlamento”. Así, además de retomar leyes en el cajón, como las del Suelo, el Plan Regional de Ordenación del Territorio, la de derechos de la población LGTBI, la de Memoria histórica o la de Bienestar Animal, promoverá otras como una Ley de Emigración y Retorno, de Alimentación, producción y consumo sostenible, del taxi o de accesibilidad universal. Además, ven “inaudito” que Cantabria no cuente con un Plan cántabro de Cultura, ni con uno contra el cáncer o con un Plan contra las adicciones que contemple la ludopatía o que, “a pesar de la gran labor que hacen los equipos de emergencias”, se esté incumpliendo el Plan de prevención y lucha contra incendios “porque el Gobierno no está en ello”.

EMERGENCIA SOCIAL: PLAN CONTRA LA POBREZA Y CONTRA LOS DESAHUCIOS

Precisamente a la situación de emergencia social responde una parte importante del programa electoral, con un plan urgente de lucha contra la pobreza que combina medidas como comedores sociales y albergues gratuitos, medidas de apoyo a la contratación de personas en riesgo de exclusión social, y programas de microcréditos para apoyar iniciativas de estos colectivos, además de acciones para “erradicar” los cortes de suministro energético en situaciones de extrema necesidad y también los desahucios sin alternativa habitacional.

La vivienda es una de las novedades del programa, con la creación de una Empresa Pública de alquiler, una revisión del modelo de alquileres sociales y la recuperación para uso ciudadano de las viviendas de la SAREB, el banco malo.

UNA POLÍTICA FISCAL PROGRESIVA Y LUCHA CONTRA LA CORRUPCIÓN

La política fiscal “equilibrará la balanza” para “cargar sobre quienes más tienen en lugar de contra quienes más han perdido”, recuperando impuestos de sucesiones y donaciones, con impuestos a la banca y las grandes fortunas, impuestos ‘verdes’ o sobre la calificación del suelo, para “descargar” a las rentas más bajas de la carga fiscal.

En el plano de lucha contra la corrupción, se incluirá un refuerzo de las medidas contra el fraude fiscal, además de una auditoría de la deuda de Cantabria “para saber quiénes se han beneficiado de los recortes que sufrimos”, y se establece por primera vez en Cantabria la posibilidad de revocatorios de los cargos públicos en cualquier momento de la legislatura.

Habrá una vigilancia especial en el urbanismo, con controles a las recalificaciones de suelos y registros públicos de bienes.

HACIA UN NUEVO MODELO ECONÓMICO

El programa de Izquierda Unida-Equo (Marea Cántabra) apuesta por un cambio “firme” del modelo productivo de la comunidad autónoma para acabar con la dependencia del sector servicios que “nos condena a la precariedad y a la despoblación”, como forma de evitar el drama de la marcha de familias enteras y nuestros jóvenes, como le sucedió al propio cabeza de lista, Israel Ruiz Salmón, hasta hace un año trabajando y estudiando en Bélgica.

Para ello, se propugna “blindar” las políticas industriales y las de I+D+i, con un “blindaje” de sus partidas presupuestarias con una visión “de legislatura y no de espasmos año a año”, con un Plan de I+D+i y estrategias de reindustrialización de comarcas que han sufrido retrocesos.

Todo, según apuntaba Ruiz Salmón, “desde un prisma que busca la sostenibilidad”, con una “reconversión sostenible” de sectores como el turismo y con referencia especial a un Plan de Transición Energética que apoye las energías renovables o el autoconsumo y las cooperativas.

IMPULSO AL MEDIO RURAL Y CONSERVACIÓN DEL PATRIMONIO

Se dirige una mirada especial al medio rural, con una apuesta por una dotación de servicios públicos que “combata” la despoblación rural y que permita que sea un foco de creación de un empleo “apegado al entorno”, con impulso al sector primario, a la industria agroalimentaria o a un modelo de pesca sostenible.

Medidas que pasan por la aprobación “sin demora” de un Plan Regional de Ordenación del Territorio, y que se combinan con una defensa del patrimonio cultural, incluyendo el folklore y el lingüístico, y que, finalmente, atienden a una dimensión “global y solidaria con otras culturas y pueblos”, dentro de la lucha “integral” por la igualdad plasmada en aspectos como la “fuerte impronta feminista” que marca “todo el programa electoral.