El Racing se ejercitó en las Instalaciones Nando Yosu después del empate logrado en la cancha del Club Deportivo Mirandés (0-0), donde contó con el respaldo de más de 700 aficionados verdiblancos. El conjunto cántabro, tras la igualada conseguida en su primer compromiso de LaLiga SmartBank de 2020, ha reducido su desventaja sobre la zona de permanencia en la categoría de plata, de la que ahora solo le separan tres puntos. Cristóbal Parralo dividió a su plantilla en dos grupos y mientras que los futbolistas que más minutos disputaron ayer en Anduva hicieron trabajo regenerativo el resto completó la sesión con partidillos en campo reducido.

El cuadro racinguista afrontará próximamente un triangular solidario en Reinosa a favor de los afectados por las inundaciones sufridas recientemente en Campoo y la vigésima tercera jornada de LaLiga SmartBank ante el Deportivo en Riazor (jueves 16- 19:00 horas). Los gallegos, colistas con un punto menos que los verdiblancos, se impusieron esta mañana en Soria al Club Deportivo Numancia (0-1), así que los tres puntos que se pondrán en juego en A Coruña valen su peso en oro. Pero antes de volver a la competición oficial, el club cántabro mostrará su lado más solidario el miércoles 8 a partir de las 19:15 en San Francisco, donde jugará con el Club Deportivo Naval y la Gimnástica con el objetivo de recaudar fondos para paliar los daños provocados por la crecida del Ebro y el desbordamiento de los ríos Hijar e Izarilla.

Mañana lunes, 6 de enero, el Racing –que para la visita a Riazor recuperará a Moi Delgado que causó baja por sanción en Anduva- disfrutará de su habitual jornada de descanso semanal para volver a entrenar en La Albericia el martes día 7 a partir de las 10:30.

En la fotografía superior, despeje del zaguero Iñaki Olaortua.

Ir a la fuente
Author: