La legalidad del CBD en Europa es algo que lleva tiempo cuestionándose; y es que los últimos años, la Unión Europea ha dado pasos importantes hacia la legalización de la marihuana. De hecho, actualmente hay nueve países en Europa que permiten el uso de la marihuana medicinal; haz click en esta página para conocer más detalles sobre el CBD. Entre ellos se encuentran: Alemania, Austria, Bélgica, Croacia, Finlandia, Francia, Italia, Portugal y República Checa. El Parlamento Europeo también ha aprobado una resolución en la que se reclama una política de la Unión Europea sobre el cannabis. La resolución recomienda que los Estados miembros consideren la posibilidad de tomar medidas para despenalizar el uso recreativo del cannabis y permitir su uso médico.

¿Qué pasa con los productos cannábicos en el mercado europeo?

En Europa sólo son legales los productos de cannabis para uso tópico, estos incluyen cremas y ungüentos, que no son un medicamento o droga, ni un suplemento dietético. Significa que los productos de CBD para uso interno son ilegales, aunque sólo contengan trazas de THC. Asimismo, salvo algunas excepciones, es ilegal cultivar plantas de cannabis ya que pueden exceder el límite de 0,2% de THC, que es el límite legal hasta entonces. En general, el CBD es legal como producto cosmético en Europa si cumple con la normativa de la UE sobre complementos alimenticios y cosméticos, respectivamente.

Hablemos de las diferencias entre el aceite de CBD y el aceite de cáñamo

El CBD es un compuesto que se encuentra tanto en las plantas de cáñamo como en las de marihuana. Es conocido por sus beneficios para la salud, como la ayuda para la ansiedad, el insomnio y la inflamación. Pero cuando se trata de productos de CBD, como aceites y tinturas, verás que en realidad hay dos tipos diferentes: CBD derivado del cáñamo y CBD derivado de la marihuana.

El CBD derivado del cáñamo se refiere al CBD que proviene de la planta de cáñamo (que es naturalmente rica en cannabinoides) y que se ha extraído de ella. El segundo tipo de producto de CBD es el derivado de la marihuana, lo que significa que proviene de plantas de marihuana reales que contienen altos niveles de THC, la sustancia que te coloca. El CBD derivado de la marihuana aún no es legal en todas partes porque sólo puede comprarse en los dispensarios de los estados donde el cannabis medicinal o recreativo ha sido legalizado por ley.

¿Cómo saber que estás comprando un buen producto de CBD?

Hay algunas cosas en las que fijarse antes de comprar productos con CBD como compuesto principal. En primer lugar, asegúrese de que ha sido probado en el laboratorio y de que contiene todos los ingredientes que aparecen en la etiqueta. Si no contiene estas cosas, es probable que no te sirva de mucho.

En segundo lugar, cuando estés buscando en la lista de ingredientes de un producto, asegúrate de que incluya sólo el extracto de cáñamo orgánico y nada más. Algunas empresas intentan ahorrar dinero añadiendo otros ingredientes como propilenglicol o aromas artificiales, pero estos ingredientes no son buenos para tu salud o tu piel. En tercer lugar, asegúrese de que la dosis es correcta; esto es especialmente importante para las personas que se inician en el uso del aceite de CBD: una dosis demasiado baja puede hacer que no tenga efecto; una dosis demasiado alta puede provocar efectos secundarios como dolores de cabeza o náuseas. Por último, elige algo que haya sido probado por una tercera parte independiente, es decir por un laboratorio de referencia; ¡esto ayudará a garantizar que tu producto sea seguro y eficaz!

Si buscas el mejor aceite de CBD de Europa o cualquier otro producto cannábico, busca un producto cuyo contenido de CBD y THC haya sido analizado, sin aditivos ni conservantes artificiales. ¡Y asegúrate de que proviene de una empresa de confianza con un servicio de atención al cliente fiable como Justbob, la tienda en línea de referencia en materia de productos de CBD seguros y legales!