El lado oscuro del pasado socialista. Alfonso Guerra cuestiona ahora al presidente de gobierno en la presentación de su libro LA ESPAÑA EN LA QUE CREO en el Congreso de los Diputados.

En la presentación del exlider socialista, que ofrecemos íntegramente, se observa como los postulados actuales de Alfonso Guerra están anclados en el pasado, manteniendo los valores de la Constitución de 1978 que son, en su mayoría, papel mojado en 2019, para las nuevas generaciones.

El que fuera vicepresidente del gobierno socialista de Felipe Gonzalez, caído en desgrácia tras el primer caso de corrupción y tráfico de influencias del PSOE en Andalucía.

En aquellos años la financiación de los partidos políticos, con dinero B no era delito, sino práctica habitual. Su hermano, Juan Guerra, en un despacho oficial, recibió a mas de 1500 personas como constaba en el registro oficial…

Alfonso Guerra obvia su oscura historia y se permite ahora seguir dando clases de comportamiento político.

El Gobierno socialista de Felipe González se vio envuelto en 1989 en un caso de corrupción que afectó nada menos que al vicepresidente, Alfonso Guerra.

Se descubrió que su hermano, Juan Guerra, ocupaba un despacho oficial del Gobierno, en Sevilla, desde donde realizaba negocios para su lucro personal, según luego alegó…

Por supuesto, el viejo socialista no hablo de la financiación ilegal de los partidos, ni de su vergonzante salida del gobierno ni de la implicación de las cloacas del Estado en la guerra sucia, como parte de la España política que él contribuyó a crear.