“Informaciones apuntan a que es inminente la fusión entre la formación naranja y el Partido Popular”, así lo publica el diario digital periodistadigital.com con la imagen de quien presidente de Ciudadanos, Albert Rivera y del líder del Partido Popular, Pablo Casado. No se trata de una información nueva, sino que desde hace bastante tiempo, es algo que está en el ambiente político madrileño.

“Es absolutamente indudable que los hasta ahora dieciséis años de vida de Ciudadanos han estado ligados a Albert Rivera, abogado de Barcelona que se convirtió en líder del partido por casualidad (la elección de hizo por orden alfabético) y que pronto demostraría sus tablas dialécticas y ambición, tal y como explica Moncloa.com y recoge Periodista Digital.

Después de su abrupta marcha de la política, Rivera ha retomado ahora –aunque desde la barrera- esta actividad y está maniobrando para cerrar definitivamente la vida de la formación naranja. Así, la citada información recoge que el fundador de Cs, además de intentar reescribir su trayectoria política, está comprando la teoría que dice que los naranjas deberían renunciar a su autonomía a cambio de integrarse en el Partido Popular, tal y como hizo el CDS.

Inés Arrimadas, que aceptó pacto con el PP en Euskadi y lo buscó sin suerte en Galicia y Cataluña, es consciente de que la fallida moción de la Región de Murcia la ha colocado en una situación de debilidad que no impide que ella siga apostando por mantener a Cs como partido independiente. Y el citado portal informativo recoge que la líder naranja es consciente que en favor del pacto se encuentra Albert Rivera, que asesora al PP a través del despacho Martínez-Echeverría y Rivera Abogados en asuntos como la ‘ley de Educación’ o la ley catalana de alquileres.

Muy cercano a Rivera sigue siendo Fran Hervías, que se ha integrado en el equipo de Teodoro García Egea y tuteló el fichaje de Toni Cantó por el PP. O Marcos de Quinto, que ha impartido clases de economía a diputados ‘populares’ y ahora prepara una televisión de capital murciano que estará cercana a los intereses de Pablo Casado, y no de Arrimadas. El PP aduce que el tiempo de estudiar un pacto con Cs para lanzar una fórmula como ‘España Suma’ ya pasó, pero lo cierto que es que el ‘efecto Ayuso’ ha derribado las expectativas naranjas a nivel estatal hasta tal punto que Arrimadas tendría dificultades para renovar su acta de diputada.
Este hecho no imposibilita que la cúpula del partido siga batallando por encajar el mensaje «liberal» en la agenda española y crea que la agenda política camina a su favor porque la próxima cita es Andalucía, que es uno de los escasos territorios donde Ciudadanos cuenta con unas expectativas más o menos aseadas porque, a pesar de desplomarse, podría mantener un peso estratégico clave para formar Gobierno. El líder de Cs en Andalucía, y vicepresidente de la Junta, Juan Marín, deslizó en el pasado la posibilidad de unir fuerzas con el PP. Pero Inés Arrimadas les desmintió en público y él no la rebatió. Y ahora será él quien tenga el destino del partido en sus manos.

Fuente: periodistadigital.com

La entrada Nueva versión de la fusión del PP con Ciudadanos se publicó primero en CANTABRIA DIRECTA.

Ir a la fuente
Author: CD

Powered by WPeMatico