Visitar el Museo de Altamira es la mejor manera posible de conocer el gran hito del primer arte de la humanidad: la cueva de Altamira; al recorrer la Neocueva sabremos como era la cueva hace 14500 años, cuando fueron realizadas las más famosas pinturas prehistóricas del mundo.

La magia –y la realidad virtual- nos permitirá ser testigos de un instante de la vida cotidiana de nuestros ancestros en la cueva… T unos metros más allá disfrutaremos de los más célebres bisontes; junto a ellos, ciervos pintados y grabados, caballos, manos, figuras vagamente humanas y signos abstractos… Todo ello realizado para que aquellas personas pudieran relacionarse e influir en esos otros mundos que parecen rodearnos y en esas otras realidades que existen, al menos, en nuestros pensamientos y en nuestros sueños. Altamira es uno de los grandes santuarios de la prehistoria y una obra maestra del Arte Universal.

 Las restantes salas del museo exponen la mejor colección de objetos originales del Paleolítico de toda España e integran sorprendentes audiovisuales, películas y documentales, dibujos animados, bases de datos interactivas, etc. Todo esto para conocer de una manera fácil, atractiva, interesante, basada en los más recientes datos científicos y excavaciones arqueológicas la evolución de la humanidad, desde nuestra cuna en África, y la vida cotidiana de quienes habitaron y pintaron en las cuevas cantábricas: cuáles eran sus herramientas, de qué vivían, cómo cazaba y se vestían, la variedad y las razones de su arte y su relación con el mundo contemporáneo.

 Los talleres de actividades que ofrece el museo permiten al visitante experimentar y practicar la caza, el fuego o el arte con útiles de tecnología paleolítica.

 El recinto que rodea los edificios del museo es un gran parque cerrado, que puede ser libremente recorrido. Permite conocer el entorno de la cueva de Altamira, comprender su relación con el paisaje prehistórico recreado con las nuevas plantaciones y disfrutar del actual paisaje –los prados de Santillana, los Picos de Europa, la Cordillera Cantábrica…- que rodea al museo.

 Los almacenes con los fondos arqueológicos, los laboratorios de restauración e investigación y la biblioteca especializada en prehistoria y Museología son el espacio dedicado en el museo a conservadores e investigadores.

 La conservación de la cueva de Altamira, de su arte paleolítico, es responsabilidad del museo. Por la extrema fragilidad de las pinturas las visitas se han visto reducidas a un limitado número de personas al día para mantener estable la temperatura y la humedad de la cueva. Solo manteniendo el clima natural de la cueva, evitando el calor que muchos visitantes aportarían de forma inevitable, las pinturas de Altamira seguirán existiendo durante milenios. Se puede visitar la cueva solicitándolo por escrito al museo con mucha antelación.

 El Museo Nacional y Centro de Investigación de Altamira –Museo de Altamira- propone a todo tipo de visitantes el placer de conocer y la emoción de descubrir.

Los horarios y precios deben consultarse 942 81 88 15  /  942 81 80 05 ya que lógicamente sufrirán variaciones

HORARIO DE VISITAS:
Junio a Septiembre: 9.30 a 19.30
Octubre a mayo: 9.30 a 17.00
Domingos y festivos: 9.30 a 17.00
CERRADO: todos los lunes del año, 1 y 6 de enero, 1 de mayo, 24, 25 y 31 de diciembre.

TARIFAS DE ENTRADA:
Tarifa general: 2.40 €
Tarifa reducida: 1.20 €
Acceso gratuito: sábados, a partir de las 14.30 y domingos, así como el 18 de mayo, 12 de octubre y 6 de diciembre.
Venta anticipada de entradas: oficinas, Banca telefónica y Banca Electrónica del Santander Central Hispano. Cajeros automáticos y Telebanco 4B con tarjetas del Santander Central Hispano.

DIRECCIÓN: Museo de Altamira. 39330 Santillana del Mar (Cantabria)
TELÉFONO: Centralita: 942 81 88 15  /  942 81 80 05
FAX: 942 840 157
E-MAILaltamira@museo.mec.es
PÁGINA WEBwww.mcu.es/museos/altamira