Cerca de mil personas han ido haciendo cola a lo largo de toda la mañana de este sábado para poder saludar al presidente cántabro, Miguel Ángel Revilla, que ha vuelto a celebrar, por cuarta vez -tercera en lo que va de verano-, la peculiar jornada de ‘puertas abiertas’ a la entrada de la sede del Gobierno regional, para atender así las peticiones de quienes quieren conocer a un político con el que «no hay barreras» y que llegan a considerar «como si fuera de nuestra familia».
Ir a la fuente
Author: