De la Serna analiza con Arias Cañete el papel de las ciudades en la nueva política energética

El alcalde de Santander y presidente del Consejo de Municipios y Regiones de Europa (CMRE), Íñigo de la Serna, se ha reunido con el comisario de Energía y Acción por el Clima de la Unión Europea, Miguel Arias Cañete, para analizar el papel que tendrán las entidades locales en la nueva legislación energética comunitaria.

De la Serna y Arias Cañete han mantenido un encuentro en Bruselas, donde ambos participan en el Comité de las Regiones, para evaluar cómo se va a tener en cuenta a los gobiernos locales en la revisión de las directivas comunitarias que afectan a las políticas energéticas.

“Estamos ante un desafío global que requiere de acciones locales concretas y que necesita de la colaboración de todos, cada uno desde sus respectivas responsabilidades, con un objetivo compartido”, ha apuntado el presidente del CMRE, quien ha considerado que la “Unión Energética” debe estar basada en una verdadera colaboración entre quienes producen y quienes consumen la energía.

En su opinión, “nos encontramos en el camino adecuado gracias a la próxima revisión de la legislación energética comunitaria”, que afectará a las directivas relativas a la eficiencia energética, las energías renovables o el uso de la energía en las edificaciones.

A este respecto, propone establecer líneas de diálogo con la Unión Europea para intercambiar prácticas respecto a la aplicación de la futura legislación comunitaria, dado que las ciudades y regiones deben ser los catalizadores para implementar esas directivas europeas sobre energía que actualmente están en revisión.

De la Serna ha abundado en la necesidad de implicar y de dar un papel mayor a los gobiernos locales y regionales en las políticas energéticas comunitarias, que deben conformarse de abajo hacia arriba y de forma multilateral entre las diferentes administraciones.

Demanda de recursos para que las entidades locales financien políticas energéticas

El alcalde de Santander y presidente del CMRE ha intervenido ante el Comité de las Regiones para demandar que se dote a las ciudades de los recursos apropiados para financiar las políticas energéticas, tanto en lo que se refiere a la mejora de la eficiencia energética como en el fomento de la producción y el uso de las energías renovables.

Para ello, el CMRE plantea que la Unión Europea y los estados miembros colaboren en la búsqueda de formas innovadoras de facilitar esa financiación a las entidades locales.

Asimismo, ha opinado que la energía no es un área aislada sino que necesariamente debe ir ligada a otros sectores cruciales, como es el caso de la planificación urbanística, puesto que generar barrios en los que los servicios básicos estén cercanos y en los que se favorezca el transporte público puede contribuir a mejorar la eficiencia energética.

Otra de las líneas que el CMRE sugiere explorar es la combinación entre fuentes de energías renovables y unos sistemas de energía más descentralizados.

El CMRE también pone el énfasis en la implicación de los ciudadanos en la eficiencia energética, apostando por sistemas comunitarios de calefacción y aire acondicionado, en lugar de individuales para cada vivienda, que incorporen progresivamente energías renovables, como la solar; y mediante la sensibilización a los consumidores respecto al ahorro que supone un uso responsable de la energía.

En Bruselas, De la Serna ha sido designado como miembro del grupo de embajadores por el clima que reunirá a responsables políticos locales y regionales europeos, firmantes del Pacto de Alcaldes, en torno al objetivo común de promover en sus territorios la adopción de medidas económicas y ambientales de cara a la lucha contra el cambio climático.

El regidor santanderino ha reafirmado así la apuesta de la ciudad, integrada en el Pacto de Alcaldes desde 2008 y que en 2015 se incorporó a la Coalición de Alcaldes, por la lucha contra el cambio climático, que ha llevado al Ayuntamiento a desarrollar importantes inversiones en medidas que tratan de reducir la emisión de gases de efecto invernadero.

Además de la entrevista con el comisario Arias Cañete, que contó también con la presencia del presidente del Comité de las Regiones, Markku Markkula, De la Serna ha celebrado reuniones con distintas organizaciones.

Colaboración con Dortmund y Amiens en innovación tecnológica

En la capital belga, Santander ha presentado, además, un proyecto de innovación tecnológica, junto a las ciudades de Dortmund (Alemania) y Amiens (Francia)  que, bajo la denominación Smart DESTINI, reúne a otros 40 socios y cuenta con un presupuesto cercano a los 22 millones de euros.

El proyecto tiene tres líneas fundamentales: la energía, la electromovilidad y las tecnologías de la información y la comunicación. En concreto, se trata de avanzar en acciones como el uso de las energías renovables o la mejora de las actuales redes de distribución para dar cobertura al vehículo eléctrico, y de emplear las tecnologías de la información y la comunicación para monitorizar en tiempo real el estado de los diferentes sistemas de energía y de electromovilidad.

Además, se prevé que, a través de las TIC, se involucre a los ciudadanos, de manera que sean conscientes de la importancia que tiene su participación activa en estos procesos de mejora de los sistemas energéticos y de movilidad.

Santander propone centrar las acciones enmarcadas en esta iniciativa en el barrio de La Albericia, donde se realizaría un análisis de los sistemas de distribución de energía y de agua, para aplicar sistemas inteligentes que favorezcan una mayor eficiencia y el ahorro en el consumo de estos recursos. También contemplaría medidas para optimizar el consumo de energía en los vehículos eléctricos.

“Podemos acceder a cerca de 22 millones de euros de financiación europea, con cargo al programa Horizonte 2020, en una actuación que va a permitir poner a disposición de las ciudades nuevas formas de conseguir la sostenibilidad energética y de avanzar en la electromovilidad”, ha resumido De la Serna.

De la Serna ha hecho hincapié en la importancia de la aportación de la Universidad de Cantabria en ésta y otras iniciativas en el campo de la tecnología, así como en la relevancia de la implicación del sector empresarial.

Así, ha apuntado que Santander contribuye al proyecto Smart DESTINI con un clúster de algunas de las empresas más destacadas del sector, como Viesgo, aqualia, Telefonica, Banco Santander, Atos, Fagor, TST y Ayesa.

La presentación de este proyecto Smart DESTINI (smart data enabling energy efficiency and sustainable transport in urban infrastructures) es la primera acción que Santander, Dortmund y Amiens llevarán a cabo de forma conjunta y se engloba dentro del acuerdo que han firmado las tres ciudades en el que fijan un marco estable de colaboración