El coordinador humanitario de la ONU para Siria, Mark Cutts, ha denunciado que el lunes fue una de las jornadas más letales desde el inicio de la ofensiva del régimen de Damasco y sus aliados sobre el bastión opositor de Idlib, con cerca de 60 muertos y cien heridos, que ha enmarcado en una nueva «ola» de ataques contra objetivos civiles, recordando que «nada puede justificarlos».
Ir a la fuente
Author: