La familia francesa Borbón en España: locos, enfermos, ladrones, concupiscentes, felones…, conoce su historia.

Pero antes de comenzar vamos a aclarar que esa familia de «escogidos» tiene sus raices en España. Fue la reina del reino de Navarra, Juana de Albret, la que se casó con un tal Antoine de Bourbón y tuvo un hijo al que llamó Enrique. Este Enrique de Navarra con el tiempo llegaría a ser Rey de Francia como Enrique IV e iniciaría la dinastia de la Casa de Borbón con aquella frase famosa de «Paris bien vale una misa».

¿Durante cuanto tiempo los españoles aceptarán que esta familia siga viviendo a nuestra costa?

La familia navarra-francesa Borbón viene viviendo de los impuestos de los trabajadores españoles desde hace 300 años. Ya es hora de que les conozcas a fondo y sepas en que se van tus impuestos mientras posiblemente, en el cajero mas cercano a tu casa, duerme un pobre, por no existir una plaza de albergue.

Desde las enfermedades mentales de los primeros reyes como Felipe V o Fernando VI, pasando por el más o menos inveterado apetito sexual de otros como Isabel II o Fernando VII y terminando en la maldición de uno de los nombres más perseguidos por el infortunio y la desgracia…..Alfonso.

Veremos también los numerosos intentos de regidicio sufridos por los miembros de la familia francesa Borbón, e intentaremos descubrir las causas de la, extrañamente alta, mortandad infantil entre los herederos.

Descubriremos en fin que, como en cualquier familia normal, las alegrías y las tristezas van unidas de la mano de manera indisoluble.

Otro de la familia francesa Borbón

Más miembros familia francesa

Otro concupiscente miembro de la familia francesa Borbón

Otro miembro de la familia francesa impuesto por el dictador

Felipe V fue el primer Borbón en España. Sera Felipe VI el último… el tiempo lo dirá pero no corren buenos tiempos para esta institución anacrónica.

¿Durante cuanto tiempo los españoles aceptarán que esta familia siga viviendo a nuestra costa?

la monarquía española cuesta casi 8 millones de euros (7,9) de los presupuestos. Pero la cifra es en realidad mucho mayor, puesto que un buen número de ministerios cuentan con partidas destinadas al “respaldo de la jefatura de Estado”, que es como se llama el dinero que destinan diversos departamentos gubernamentales a la Casa Real, ya que el gasto reflejado en los presupuestos se refiere solamente al “sostenimiento de su Familia y su casa”.