El diplomático venezolano condenó la presión ejercida por Estados Unidos y la Unión Europea (UE) para evitar que las partes en Venezuela logren alcanzar un acuerdo, y calificó sus acciones como una «aberración»
Ir a la fuente
Author: