Dos guardias de la cárcel donde se suicidó el magnate Jeffrey Epstein, acusado de abusar sexualmente de menores de edad, han sido imputados formalmente por no realizar las comprobaciones oportunas en la celda y falsificar los documentos de prisión para hacer creer que sí habían cumplido con su labor.
Ir a la fuente
Author: