“Debajo de las sumas, un río de sangre tierna;/ un río que viene cantando/ por los dormitorios de los arrabales, / y es plata, cemento o brisa/ en el alba mentida de New York” (Lorca)

Según datos de toda procedencia, más del 41% de la población reconoce abiertamente tener dificultades para pagar el recibo de la electricidad y el gas, y mantener el nivel de alimentación que tenía antes de que la inflación se disparara. Y la subida de las hipotecas ahoga ya a más del 20% de las familias hipotecadas. Al mismo tiempo, los grupos económicamente más poderosos no tienen ninguna crisis sino una inflación de beneficios. Y exhiben su aumento este año por encima del 60%.

Según los resultados declarados ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) las grandes corporaciones que cotizan en el Ibex-35 obtuvieron en el primer semestre del año beneficios récord: un total de 31.310,5 millones de euros netos de enero a junio. Un 12,7% más que en el mismo periodo del año anterior. Y un 61,6% superior a los beneficios obtenidos en el mismo periodo de 2019 antes de la pandemia.

Y mientras los beneficios del IBEX del primer semestre de 2022 crecen 8 veces más que los salarios desde el comienzo de la pandemia, la mayor parte de los trabajadores ven cómo sus salarios se mantienen congelados o con subidas insignificantes, muy por debajo del 8,5 de media que acumula la inflación en lo que va de año.

Así la inmensa mayoría de la población sufre una inflación que devora sus rentas y empobrece sus condiciones de vida, y el Ibex-35 disfruta de una escandalosa inflación de beneficios. La mayoría de la población -y sobre todo los sectores más débiles- vivimos una situación especialmente grave. La inflación nos hace más pobres, ya que ni salarios ni pensiones han subido en el último año al ritmo que crece la inflación.

El oligopolio energético se enriquece de empobrecernos

“He venido para ver la turbia sangre, / la sangre que lleva las máquinas a las cataratas/ y el espíritu a la lengua de la cobra” (Lorca)

Los monopolios energéticos concentran los mayores incrementos de beneficios gracias a la subida de los precios de la electricidad y el gas y a las hipotecas. Según la asociación de consumidores FACUA, aunque el nivel de consumo de electricidad no ha aumentado, en el último año la luz ha subido un 70% y el gas un 30%.

Según los datos presentados a la CNMV por las compañías energéticas, en los primeros nueve meses del año sus beneficios sumaron casi 11.000 millones de euros (10.970 millones según las cuentas presentadas de enero a septiembre). Unas cifras que superan en casi un 50% los beneficios acumulados en el mismo periodo del año pasado.

Petroleras y gasistas multiplican aún más sus ganancias netas en los tres primeros trimestres del año. Cepsa y Repsol son los dos operadores principales del mercado en España en los sectores del gas natural, del gas licuado y en el de los carburantes. En cuanto a Cepsa sus beneficios se disparan un 80% hasta los 534 millones de euros. Y por encima del 60%, hasta los 3.222 millones, en el caso de Repsol.

En el caso de las eléctricas, las tres mayores operadoras en España de electricidad, Iberdrola, Endesa y Naturgy (que también operan gas natural y además gas licuado Naturgy) han visto crecer sus beneficios hasta un 28% Iberdrola (3.103 millones), un 22% Naturgy (1.061 millones) y un 13% Endesa (1.651 millones).

Los modernos usureros

“De la esfinge a la caja de caudales hay un hilo de oro que atraviesa el corazón de los niños pobres” (Lorca)

Por segundo año consecutivo la gran banca vuelve a hablar de récord histórico de beneficios en el tercer trimestre del año. Los seis mayores bancos del país -Banco Santander, BBVA, CaixaBank, Banco Sabadell, Bankinter y Unicaja- elevaron sus ganancias un 33% más.

En total ganaron 16.014 millones de euros. El 75%, 3 de cada 4 euros ganados corresponden a Santander y BBVA. El Santander ha logrado un nuevo récord histórico, 7.300 millones de euros en 9 meses, habiendo subido sus beneficios un 25%. Mientras que el BBVA los sube un 46% para ganar 4.842 millones, otro récord, su mejor registro en nueve meses.

CaixaBank sube un 21% sus beneficios y gana 2.457 millones. El Banco Sabadell es el que más aumenta sus beneficios respecto al año mismo periodo del año pasado, casi un 92%, para sumar 709 millones. Completan el festín Bankinter con 430 millones, el 21% más, y Unicaja con 260 millones, un 66% más.

Dos son las fuentes del saqueo a los ciudadanos: el margen de intereses ha subido un 17%, disparando los ingresos bancarios por la brutal subida de los intereses de las hipotecas, el Euribor ha pasado del 0% en junio del año pasado a casi el 3% actual. La hipoteca media de más de 8 millones de familias ha subido una media de casi 200 euros mensuales, y hasta más de 400 según el dinero hipotecado.

Y las comisiones que siguen subiendo a un ritmo del 13%. Hasta 8.666 millones de euros en comisiones han recaudado los bancos a sus clientes, sobre todo a sus clientes más precarios que son los que menos dinero tienen en sus cuentas y menos exenciones tienen.

Habrá que unirse para redistribuir la riqueza

“No, no; yo denuncio, / yo denuncio la conjura/ de estas desiertas oficinas/ que no radian las agonías, / que borran los programas de la selva” (Lorca)

Es necesaria la unidad para que paguen quienes más tienen. Una acción unitaria práctica vale más que mil palabras. Un acto donde nos concentramos todos para defender lo que todos defendemos, pero por separado. Recortes Cero lo propone. Yo lo apoyo.

Eduardo Madroñal Pedraza

La entrada Hay sangre en los números del robo oligárquico se publicó primero en Viajes, opinión y curiosidades.

Ir a la fuente
Author: viajes24horas

Powered by WPeMatico