La Policía Nacional erradica un foco de venta de cocaína en Santander

Un detenido por tráfico de estupefacientes

La actividad delictiva de este punto negro, constituía un peligro social, al encontrarse próximo a parques, colegios e institutos de la ciudad

Durante la operación policial fue incautada cocaína, seis armas blancas, siete teléfonos móviles, y material para distribución de la droga, también se intervinieron 7015€ escondidos en un pequeño zulo en la pared

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un varón, E.D.G., de 49 años de edad, como presunto responsable de la venta y distribución de cocaína en un barrio de Santander.

Investigación

Desde hacía tiempo, los agentes de la Brigada de Policía Judicial del grupo especializado de la UDYCO, venían desarrollando su labor de investigación centrada en la localización del responsable de un nuevo punto negro de distribución de cocaína en la ciudad.

Modus operandi

En esta ocasión, los lugares de acción para la actividad delictiva de venta y distribución de cocaína, eran las proximidades de su domicilio, dónde establecía citas con los compradores, así como diferentes bares de la zona, tanto en su interior como en sus terrazas.

Suponía un riesgo para la seguridad de la ciudadanía al encontrase este punto negro de venta de droga en una zona próxima a varios parques, colegios e institutos públicos, creando una gran alarma social, entre los residentes, vecinos y comerciantes.

Detenciones e Intervenciones durante el registro

Los agentes del Grupo de Estupefacientes de  la Brigada  Provincial de la Policía Judicial, que investigan este tipo de delitos, ante la sospecha de una posible actividad ilícita contra la salud pública de E.D.G., procedieron a solicitar a la Autoridad Judicial, la oportuna orden de entrada y registro, en su domicilio.

La operación policial dio su fruto, cuando en la mañana del miércoles 3 de julio, agentes de la Brigada de la Policía Judicial, junto a la Unidad de Guías Caninos, procedieron a practicar el registro del domicilio, en cuyo interior fueron intervenidos numerosos útiles y efectos relacionados con el tráfico de estupefacientes, entre los que se encontraban una balanza; 38g. de una sustancia de color blanco, al parecer cocaína, 21 papelinas de cocaína preparadas para la venta, siete armas blancas, y 7015 €.

Ante los hechos, los agentes procedieron a practicar su detención, por un delito de tráfico de drogas.

El detenido, con antecedentes por hechos de la misma naturaleza, fue puesto a disposición de la autoridad judicial.

Con la desarticulación de este importante punto negro de venta de cocaína, esta operación policial ha contribuido a devolver la tranquilidad de los ciudadanos en esta zona de la ciudad.