En 2019 la emisión de bonos internacionales por parte de la región aumentó y los diferenciales (spreads) de los bonos se estrecharon. No obstante, la calidad crediticia siguió deteriorándose, aunque a un ritmo menor que en 2018.

Ir a la fuente
Author: