El hospital Reina Sofía ha implantado las dos primeras válvulas tricúspide en Andalucía por vía percutánea. Las intervenciones se llevaron hace un mes, y ha sido posible gracias a la participación de la unidad de Cardiología y de Cirugía Cardiovascular del centro cordobés en un estudio europeo que persigue evaluar la eficacia de la colocación de esta prótesis cardiaca por cateterismo en pacientes con insuficiencia tricúspide grave que no se pueden someter a una intervención quirúrgica.

Las personas con insuficiencia tricúspide grave suelen presentar edemas (hinchazón) que dificultan el desarrollo de las actividades cotidianas. El implante es un sistema valvular biológico que se coloca en la vena cava superior e inferior, es decir, consta de dos dispositivos autoexpandibles que se ponen sin alterar la vena valvular tricúspide natural.

Ir a la fuente
Author: Gabinete de Prensa

Powered by WPeMatico