El proyecto de Ley de Protección y Bienestar Animal de Cantabria permite las corridas de toros y los espectáculos o celebraciones populares con animales y no contempla el ‘sacrificio cero’

El proyecto de Ley de Protección y Bienestar Animal de Cantabria prevé sanciones de hasta 60.000 euros pero deja fuera del ámbito de aplicación de la norma las corridas de toros y los espectáculos o celebraciones populares con animales como la controvertida Suelta de la Gata Negra en el pueblo de Carasa, municipio de Voto –aunque prohíbe los circos con fauna silvestre– y hace “énfasis” en la “tenencia responsable” de animales como modo “más eficaz” para evitar casos de abandono o maltrato y aspirar así al sacrificio cero –que los animales abandonados no sean sacrificados si nadie los reclama antes de diez días–, aunque tampoco incluye éste. El consejero de Medio Rural, Jesús Oria, y el director general de Ganadería y Desarrollo Rural, Miguel Ángel Cuevas, han presentado hoy martes en rueda de prensa los principales aspectos de este proyecto de ley que el Ejecutivo autonómico PRC/PSOE aprobó el pasado 22 de noviembre en Consejo de Gobierno y ya ha sido remitido al Parlamento autonómico para su tramitación y posterior aprobación. Oria ha destacado que los 26 años transcurridos desde la aprobación de la Ley 3/1992 de Protección de los Animales en Cantabria –a la que esta norma sustituirá– obligan a tener en cuenta el “cambio de sensibilidad” que se ha producido en este tiempo sobre la protección a los animales.

Las infracciones muy graves, que incluyen los casos más graves de maltrato u abandono, conllevan multas de hasta 60.000 euros

El proyecto de ley afecta a la fauna silvestre en cautividad pero sobre todo a los animales domésticos tanto de producción como de compañía, e incrementa la “exigencia” y los requisitos mínimos que deben regir la interacción entre humanos y animales. Así, regula cuestiones como las condiciones de atención mínima o mantenimiento, las obligaciones y prohibiciones del responsable, el reparto de competencias entre la Administración autonómica y las municipales o el acceso de animales al transporte público. Y endurece el régimen sancionador, que establece tres tipos de infracciones: leves, que conllevan multas de hasta 1.000 euros; graves –entre las que figura el no tener las vacunas requeridas–, con multas que van de 1.000 a 6.000 euros, y muy graves –que incluyen los casos más graves de maltrato u abandono, el sacrificio público o el uso o adiestramiento de animales para peleas–, que conllevan multas de hasta 60.000 euros.

El proyecto de ley llega al Parlamento tras iniciarse su borrador prácticamente a comienzos de legislatura, y es que Oria y Cuevas han hablado de un proceso “largo y laborioso” en el que han contado con la participación de distintos agentes implicados –protectoras de animales, asociaciones agrarias, colegios profesionales…– hasta llegar a un “texto de consenso”, aunque han reconocido que han dejado fuera del ámbito de aplicación de la norma aspectos polémicos como las corridas de toros y los espectáculos o celebraciones populares con animales. El consejero ha reconocido que la ley permite “todo espectáculo” de este tipo que esté autorizado, y en el caso de la Suelta de la Gata Negra, declarada Fiesta de Interés Turístico autonómico, ha explicado que su autorización no depende de la Consejería de Medio Rural sino de otro departamento del Gobierno autonómico: la Consejería de Presidencia y Justicia, dirigida por Rafael de la Sierra, del PRC, como el propio Oria. En cuanto a los toros, el consejero ha señalado que si durante el trámite parlamentario los grupos consideran que este aspecto debe regularse, puede hacerse durante el trámite de enmiendas al proyecto de ley.

En cuanto al sacrificio cero –que la norma tampoco incluye–, Oria ha asegurado que para incluirlo habría que disponer de los medios y recursos presupuestarios capaces de garantizar su materialización, y ha reconocido que en Cantabria por el momento no son los suficientes. En la misma línea, Cuevas ha destacado que precisamente el del sacrificio cero ha sido el “punto más polémico” durante la fase de elaboración y participación de la norma, y ha destacado que “no hay una solución mágica” para llegar a él.

IU lamenta la “falta de valentía” del Gobierno

Izquierda Unida Cantabria ha reprochado al Gobierno autonómico PRC/PSOE su “falta de valentía” para dar respuesta «a la demanda creciente de mayor protección para los animales». Así se ha pronunciado IU hoy martes tras la presentación del proyecto de ley, que la formación ve “totalmente insuficiente” porque “no responde satisfactoriamente a los colectivos que trabajan por el bienestar animal en Cantabria”. En un comunicado, la formación considera que el texto “deja fuera de su ámbito de actuación numerosas cuestiones de gran importancia” –como el sacrificio cero–, de las cuales ya advirtió IU el pasado mes de agosto tras recibir la respuesta de la Consejería a las 23 alegaciones que la formación presentó en noviembre de 2017. “No han aceptado el sacrificio cero o la inclusión de colectivos animales ahora excluidos del maltrato pero tampoco las propuestas que hicimos en materia de sensibilización o denuncia”, ha lamentado Victoria Cedrún, representante del Área de Protección Animal de IU Cantabria.

IU también ha acusado al Gobierno de estar convirtiendo la norma en un “mero trámite” con el que “actualizar cierta sensibilización en esta materia” y ha criticado su “falta de interés”, al destinar “únicamente 60.000 euros, un ridículo 0,002%” del Presupuesto total de Cantabria para 2019.

Ir a la fuente
Author: eldiariocantabria