Fruto de esa situación se registra una desviación típica muy alta (de más de tres puntos), lo que indica un grado de polarización superior a lo normal. Los motivos de valoración negativa son principalmente las obras ligadas a la implantación del BEI y sus efectos en el tráfico.

Según ha informado el consistorio, el sociómetro es un análisis detallado sobre el nivel de satisfacción que tiene la ciudadanía sobre el propio municipio, la gestión municipal y sus servicios. Más de 1.150 personas han participado en las encuestas realizadas durante el mes de junio para la confección del estudio. El trabajo mantiene una estructura similar a los realizados en años anteriores y permite medir y hacer un seguimiento de la valoración de la ciudadanía sobre el municipio y el Ayuntamiento.

Una de las conclusiones que se extraen de este trabajo es que las personas que viven en Vitoria-Gasteiz otorgan una nota «excelente» a su satisfacción con la ciudad como lugar en el que vivir. La valoración es de 8,23, frente al 8,02 registrado en 2020. En cuanto a los aspectos positivos que tiene la ciudad, las personas encuestadas destacan las zonas verdes y paseos, y los servicios públicos, así como la buena calidad de vida en general.

ECONOMÍA POSITIVA

El documento cuenta con un bloque destinado a la economía, que revela que la percepción sobre la economía personal de ciudadanía es moderadamente positiva, alcanzando el 6.62 sobre 10. Otro de los aspectos analizados ha sido el de las prioridades para Vitoria-Gasteiz y la encuesta concluye que el empleo y la economía deben ser las principales líneas de actuación de los próximos años.

Detrás de esos dos parámetros figurarían los cuidados a la tercera edad y la atención a las personas mayores, la mejora del transporte público y la movilidad urbana y el equilibrio entre barrios, principalmente.

También se ha preguntado a por el nivel de conocimiento y la valoración que realizan sobre de los nuevos proyectos para la ciudad. En ese sentido, destacan en adhesión la futura reforma integral de la calle Los Herrán (7,27), el proyecto de Ecobarrios para regenerar zonas degradadas (7,25) y la ampliación del tranvía a Salburua y Zabalgana (6,77). En cuanto a los menos valorados se encuentra la reforma del Iradier Arena (4,25). MOVILIDAD

En el ámbito de la movilidad también se ha pulsado la opinión sobre la propuesta de ordenanza de movilidad presentada por el Gobierno para sacar las bicicletas de las aceras. Un 76% está de acuerdo con ese planteamiento y la ciudadanía también pide que se siga mejorando la red de infraestructuras ciclistas para facilitar este cambio.

El sociómetro ha medido también la gestión del ayuntamiento, que recibe una nota de 5,6/10, con una moderada mejoría respecto al año pasado. Al realizar una valoración detallada de la gestión municipal se observa una media muy positiva de todos los ámbitos sondeados: entre el 6 y 6,5 sobre 10.

Destacan las buenas reseñas que obtienen las instalaciones deportivas y culturales (7,37), el transporte público (6,5), la seguridad ciudadana (6,4) el mantenimiento de parques y jardines (6,3) y la limpieza y recogida de basuras (con un 6,3).

La valoración más baja la obtienen la regulación del tráfico (5,1), el apoyo a la actividad económica local (con 5,5) y la ordenación del territorio y diseño urbano en cuanto al uso del suelo (5,8).

Existe un bloque que analiza la visión de la ciudadanía sobre la participación ciudadana. El 64,5% de las personas encuestadas afirma saber o haber oído hablar de la participación y la considera «imprescindible».

SITUACIÓN POLÍTICA

El barómetro cuenta con dos apartados relativos a la situación política. Por una parte, se realiza una valoración general en la que se detecta que el alcalde, Gorka Urtaran, mantiene unas cuotas de conocimiento casi universal, llegando a casi el 96% de los ciudadanos y las ciudadanas.

El primer edil gasteiztarra alcanza una valoración del 5.38, siendo la nota más alta entre el conjunto de responsables políticos municipales. Además, es mayoría amplia (alrededor del 64%) la que aprueba la gestión de Gorka Urtaran. De la misma forma, la valoración de la gestión del Gobierno municipal obtiene una valoración del 5,7 sobre 10 y la oposición suspende en cuanto a gestión con un 4,81.

El estudio recoge también un sondeo electoral que indica que la intención de voto revela que EAJ-PNV ganaría un concejal respecto a la situación actual, alcanzando el octavo, y EH Bildu pasaría de seis a siete representantes en la Corporación. El PSE-EE mantendría sus seis escaños. El PP pasaría de cinco a cuatro y Elkarrekin Podemos de tres a dos.

PANDEMIA

El último bloque que analiza el sociómetro está estrechamente ligado a la pandemia del covid. Una mayoría de la ciudadanía encuestada (76,6%) considera que la recuperación será lenta y paulatina. Llama la atención que realizada la pregunta directa a la persona encuestada sobre si la pandemia le ha afectado de alguna manera, se descubre que para un 42,4% no ha tenido ningún tipo de impacto.

No obstante, también hay un 55% que considera que sí le ha afectado negativamente, principalmente en situaciones psicológicas debido al confinamiento y la falta de socialización, a la tristeza, a la pérdida de empleo y la propia salud, entre otras cuestiones.

Ir a la fuente
Author: redaccion@20minutos.es (20M EP)

Powered by WPeMatico