Izquierda Unida-Equo (Marea Cántabra) lanzará el ‘Proyecto Arraigo’ de lucha contra la despoblación rural

Incluyen medidas sobre vivienda, empleo, servicios públicos, fiscalidad o atención a la juventud, los mayores y las mujeres rurales.

Clausura de sus jornadas ‘La hora de la marea’ en la Casa de la Cultura de Reinosa (miércoles, 18:30)

Izquierda Unida-Equo (Marea Cántabra) lanzará el Proyecto Arraigo, dentro de un “intenso” paquete de medidas de lucha contra la despoblación rural que incluye un Plan de Recuperación de Pueblos, que se combatirá atendiendo “precisamente” a las “carencias de gestión de las últimas décadas”, es decir, el “destrozo” a los servicios públicos y las “nulas “políticas de empleo que vienen practicando los sucesivos Gobiernos de Cantabria para el medio rural.

El candidato de la confluencia de izquierdas, ecologista y feminista, Israel Ruiz Salmón, natural de La Cavada, ha criticado que “los Gobiernos de Cantabria sólo han visto a nuestros pueblos como un foco de clientelismo y caciquismo en el que comprar voluntades sin atender nuestras necesidades” y “el resultado es el que hemos visto: fincas abandonadas, aumento de incendios forestales, ausencia de planes contra las inundaciones y pérdida de población por la falta de oportunidades”, como fue su caso hasta hace un año.

El medio rural será el protagonista de la clausura de las mesas redondas ‘La hora de la marea’, encuentros abiertos a colectivos y ciudadanos que han canalizado la campaña electoral de la confluencia de izquierdas y que han seguido un modelo de sedes descentralizadas por distintos puntos de Cantabria.

En concreto, esta será el miércoles 22 a las 18.30 horas en la Casa de Cultura de Reinosa,  municipio para el que Izquierda Unida-Equo (Marea Cántabra) ha propuesta que el Hospital Tres Mares se convierta en un centro especializado en enfermedades de la mujer y centro de referencia para la comarca y los vecinos de Palencia y Burgos que lo quieran.

Los ponentes, además del candidato autonómico, serán Alfonso García-Oliva, luthier y artesano; Gabriel Moreno, nº5 de IU-Equo (Marea cántabra), veterinario y trabajador en la consejería de Medio Rural y Maybe Arce, presidenta de la cooperativa Ecotierruca

UNA OFICINA REPOBLADORA

El programa de Izquierda Unida-Equo (Marea Cántabra) incluye la creación e implementación de una oficina repobladora, junto a medidas en el ámbito fiscal que favorezca la creación de empleo adaptado al medio rural.

Además, se lanzará el “Proyecto Arraigo” en las comarcas y municipios con necesidad repobladora.

El proyecto consiste en poner en contacto a personas que viven en otros municipios o países con personas con viviendas vacías que estén adheridas a este programa elaborado por los distintos ayuntamientos. De este modo, las repobladoras podrán optar a esta opción habitacional a cambio de un alquiler muy bajo o del mantenimiento y arreglo de las viviendas alquiladas. Un porcentaje de este parque de viviendas ofertadas será de alquiler con opción a compra, tras el plazo acordado previamente por las partes, que podrá ser de dos, tres y hasta cinco años.

También habrá un Plan de recuperación de los pueblos, que conlleva un cambio del modelo productivo y la elaboración de una estrategia alimentaria a nivel municipal, con el fin de asentar a la población existente o como nicho de empleo por medio de nuevas posibilidades de retorno, a través del fomento del cooperativismo, del mercado local de proximidad, o la venta directa del producto local.

Las viviendas vacías o tierras improductivas se pondrán al servicio de esta estrategia de promover que la población no se marche, vuelva y sume nuevos habitantes.

También habrá programas públicos de detección de nuevas actividades y ocupaciones complementarias o alternativas a las tradicionales, a fin de diversificar la economía. Y se crearán complementos de renta a las personas residentes en el medio rural, favoreciendo su incorporación laboral a planes de empleo.

Asimismo, se contemplan medidas específicas para apoyar a las mujeres rurales y se adaptará el Plan de Garantía Juvenil a la realidad rural.

Y se articulará un programa “serio” de lucha contra los incendios forestales que incida en la prevención, en diálogo con los ganaderos y los ayuntamientos.