Cómo crear y elegir una buena cesta gourmet. La Navidad ya está cerca y es tiempo de disfrutar con la familia y los amigos más íntimos. Este año ha sido especialmente difícil para muchos, y no podrán celebrarse cenas de empresa como en años anteriores. Si tienes un negocio y quieres agasajar a tus empleados o clientes, no hay nada mejor que una cesta de Navidad gourmet. También puedes sorprender a tus seres más queridos regalando productos ibéricos, bebidas y dulces de primera calidad, es algo que siempre gusta independientemente de la edad o género.

Las cestas de navidad gourmet son uno de los regalos más tradicionales y típicos, aunque desde hace varios años, existen también cestas más modernas, como por ejemplo las especiales para vegetarianos o veganos. Se puede conseguir una buena cesta gourmet a un precio bastante económico.

Ya que estas navidades no se podrán celebrar eventos por la prevención necesaria frente al Coronavirus, puedes sorprender a los tuyos siendo más generoso con la tradicional cesta de Navidad. Muchas empresas se están gastando un poco más de la media en cestas y baúles con productos gourmet de gran calidad, no obstante encontrarás diferentes opciones, todo está en función a tu presupuesto. Puedes priorizar la cantidad de productos o elegir pocos, pero de gran calidad.

QUÉ NO PUEDE FALTAR

En una buena cesta de Navidad no debe faltar nunca un buen surtido de ibéricos, sin duda, el producto estrella es el jamón de bellota o el de pata negra. Puedes regalar una buena pieza envasada al vacío. Con el presupuesto destinado inicialmente a las cenas este año, quizá puedas permitirte poner una pata de jamón ibérico entera en la cesta. Esto sin duda alegrará mucho a tus empleados o clientes, pues es un producto para compartir.

Si el jamón no está en tu presupuesto, también existe una amplia gama de productos gourmet de alta calidad tales como el salchichón, lomo ibérico, chorizo o embutidos de varios tipos que sin duda causarán impacto en el paladar de quien los deguste. Un excelente queso curado también es una buena opción para acompañar a estos ibéricos. Si además regalas una buena botella de vino de la Rioja o de la Ribera del Duero, el éxito está garantizado.

El alcohol de calidad es otro de los productos que no suelen faltar en toda buena cesta de Navidad que se precie. Puedes obsequiar a los tuyos con un buen cava, champán o sidra. El whisky, el ron o la ginebra de las mejores marcas, tampoco desentona en este tipo de regalos.

Para asegurarte el éxito con los más pequeños de la casa, no hay nada mejor que el dulce. Al margen de los tradicionales turrones, polvorones y mazapanes existe una infinita variedad de bombones y chocolates gourmet que causarán sensación entre los paladares más exquisitos. Si lo que buscas es darle un toque más moderno a tu regalo, puedes comprar lotes o baúles con decoraciones navideñas exclusivas.

Mucha gente opta por este tipo de envoltorios para que sea más sorpresivo a la hora de abrirse. Las cestas, como bien se sabe, son más visuales y se ven rápidamente que productos las componen.