Igual muestra con “mucho más que palabras” el avance de Santander. La candidata a la Alcaldía y actual alcaldesa ha hecho balance de su gestión en un acto celebrado esta mañana. Ha agradecido el avance de Santander a los 172.000 santanderinos, que se implican para hacer ciudad

La candidata del Partido Popular a la Alcaldía de Santander, Gema Igual, ha mostrado hoy con “mucho más que palabras” el avance de Santander en los últimos años, un avance que ha agradecido a los 172.000 santanderinos, que “hacen ciudad” junto a los 13 miembros del equipo de gobierno y los 1.300 empleados municipales.

Igual, que ha celebrado esta mañana su primer acto público tras su proclamación como candidata en CASYC, ha recalcado que “hacer ciudad tiene una responsabilidad y ciudad la hacemos todos”, por lo que ha agradecido su implicación tanto a las 58 asociaciones de vecinos como a todos los ciudadanos.

“Se hace ciudad yendo a la calle, pateando la calle, escuchando…”, ha remarcado Igual, quien ha asegurado que el equipo de gobierno ha estado con los santanderinos “los 4 años, todos los días, no solo 4 meses antes de las elecciones”.

“Santander nos importa a todos”, ha subrayado, al tiempo que ha hecho hincapié en que “cuando alguien gobierna, lo hace para todos” y eso es lo que ha hecho su equipo durante toda la legislatura.

Además, ha dicho estar orgullosa de que, en ese contacto constante con los ciudadanos, “cuando me habéis tenido que decir algo malo, me lo habéis dicho, pero siempre con la confianza de que podíamos arreglarlo”.

Igual ha querido rendir cuentas de su gestión “no con palabras, con hechos” y mostrar cómo ha cambiado Santander y los avances que se han conseguido a través de un documento que repasa las principales acciones en cada una de las áreas de gobierno. “Venimos con los deberes hechos”, ha recalcado.

Así ha detallado que, en lo que va de legislatura, la inversión en los barrios ha sido de más de 71 millones de euros, tanto en proyectos transformadores como en las alrededor de 2.700 actuaciones de menor calado, pero no por ello menos importantes, que se llevan a cabo cada año diseminadas por toda la ciudad.

“En Santander no hay barrios de primera y de segunda. En Santander todos los barrios son de primera”, ha aseverado, mientras desgranaba las actuaciones de regeneración urbana que se han llevado a cabo en La Albericia o las que se están ejecutando en los barrios de Polio, San Francisco y San Luis, así como los de las calles Peña Herbosa, Marcelino Sanz de Sautuola, Jiménez Díaz, Tres de Noviembre, del Monte, Los Acebedos, Lábaro o Cervantes.

La candidata popular ha declarado su “obsesión” por el Barrio Pesquero, para el que quiere un “gran paseo” que lo una con el resto del frente marítimo y donde ha comenzado ya el derribo del antiguo restaurante El Vivero, que permitirá ampliar el parque anexo; y el Cabildo, que “debe regenerarse”, algo a lo que contribuirán las nuevas conexiones de movilidad vertical por el norte y el sur de la calle Alta.

También ha anunciado mejoras en el Sardinero, donde próximamente empezarán las obras de reordenación de la plaza de Italia y los Jardines de San Roque y se van a llevar a cabo también actuaciones en diversas calles del entorno.

Los 1,5 millones de euros que cada año se destinan a presupuestos participativos y que han permitido ejecutar ya más de 80 propuestas de los santanderinos; y la ampliación de la red de centros cívicos, con la apertura de los de Cazoña y el próximo inicio de la construcción de los de Cueto y Castilla-Hermida, así como la rehabilitación del Callealtero y Eulalio Ferrer, a los que en breve se sumará el Meteorológico han sido otras de las iniciativas que ha mencionado.

Igual ha resumido los principales avances que se han producido en el resto de ámbitos: la atención a las personas más vulnerables, el empleo, los jóvenes, la cultura, el ocio, el deporte, la gestión económica, la innovación, el comercio, el turismo, el entorno urbano, el medio ambiente, la movilidad o la seguridad ciudadana.

“Llevamos mejorando la ciudad muchos años”, ha aseverado, lo que ha convertido a Santander en una ciudad “cada vez más moderna, más preparada y más cosmopolita”.

“Gracias por hacer Santander. Pero nos queda mucho por hacer”, ha concluido.